Volverán a disparar el arma por la que murió Nisman

La fiscal ordenó una nueva pericia para ahondar en los detalles sobre por qué no había restos del fulminante en las manos del fallecido fiscal

La fiscal Viviana Fein ordenó un peritaje para que se vuelva a disparar el arma calibre 22 que provocó la muerte del ex titular de la Unidad AMIA Alberto Nisman. 

Lo dispuso la fiscal en el marco de la investigación por la muerte de Nisman, antes de tomarse licencia en la causa y ser reemplazada por su colega Mariana García.

El estudio se llevará a cabo en un laboratorio de la ciudad de Salta entre el 31 de agosto y el 4 de septiembre próximo.

El peritaje será en el Departamento Técnico Científico del Cuerpo de Investigaciones Científicas (CIF), situado en el Edificio Anexo del Ministerio Público de Salta.

Según un informe que tiene en su mano la fiscal, quien tiene delegada la investigación, Nisman no tenía rastros del fulminante que despide un arma al ser disparada.

Los estudios determinaron que la falta de rastros podría ser explicada por varios motivos y por ello ahora se intenta profundizar en esa prueba clave. Es que de haber registro que Nisman disparó el arma se avalaría la hipótesis de un suicidio y no un homicidio como pretende la querella a cargo de la jueza Sandra Arroyo Salgado, ex pareja de Nisman.

El peritaje sobre el cual se profundiza fue sugerido por la jueza Fabiana Palmaghini y ahora es ordenado por la fiscal Fein.

Según los expertos que intervienen en el estudio es virtualmente imposible reproducir con exactitud las circunstancias de tiempo, espacio, clima, y otras condiciones a aquellas en que se disparó el arma.

Es por eso que si bien el resultado del estudio no será concluyente, sí será una prueba más para intentar determinar qué pudo ocurrir.

Opiniones (1)
20 de septiembre de 2017 | 14:06
2
ERROR
20 de septiembre de 2017 | 14:06
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Sobre el cadáver de Nisman se hizo una prueba llamada "barrido electrónico". Hasta donde sé, es la más exhaustiva que se conoce y si ese estudio no encuentra rastros de deflagración significa solo una cosa, que la mano analizada no accionó un arma de fuego. Tan simple como eso. Esperaremos a ver qué aporta esta nueva pericia, siempre se puede aprender algo nuevo. Pero, lo más importante, ojalá se sepa la verdad sobre esta muerte y sobre la causa que investigaba el fiscal. Hasta acá solo hay dudas sobre dudas. Saludos
    1
En Imágenes
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
20 de Septiembre de 2017
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'