La momia de un niño guerrero fue hallada cerca del Ártico

Los científicos abrieron esta semana el “fardo” a modo de ataúd con el que se había enterrado los restos del pequeño.

 Según la publicación en Siberian Times, el niño parece pertenecer a un estrato social más alto que el resto de los individuos desenterrados en el mismo yacimiento, la aún misteriosa necrópolis de Zeleny Yar, cerca del Ártico siberiano, y que manifiesta antiguos vínculos hasta con Persia. 

Los científicos abrieron esta semana el “fardo” a modo de ataúd con el que se había enterrado los restos del niño momificado. Estaba formado por cortezas de abedul y placas de bronce que combinados con el permafrost produjeron la momificación no intencionada. Hasta ahora, sólo se ha excavado otra tumba de una niña en el mismo lugar. 

El nuevo e importante hallazgo cerca de Salekhard es considerado tan importante por los investigadores que se está haciendo un escaneado por resonancia magnética. 

Alexander Gusev, investigador en el Centro para el Estudio del Ártico, dijo a The Siberian Times: "Hicimos la primera resonancia magnética y ayer pudimos cumplir con la primera etapa de la apertura del capullo. Vimos que el cuerpo estaba casi totalmente momificado, gracias a las placas de cobre o bronce, a excepción de la mano derecha y las piernas.” 

Dijo: “Los restos pertenecen a un niño, de 6 a 7 años de edad. Suponemos que era un niño porque hemos encontrado una pequeña hacha de bronce con el cuerpo, y restos de una herramienta afilada, que aún no podemos identificar aún.” 

“El cuerpo estaba envuelto en dos capas de piel, una capa es de reno, con el pelo largo y rígido. La otra capa es más suave, podremos decir con más claridad de qué animal era después del análisis en Ekaterinburg.” 

Junto con los restos, la preservación de los cuales se vio favorecido por el permafrost, los científicos encontraron "un colgante de bronce en forma de oso". Y además, una “pequeña hacha de bronce, y pendientes, también de bronce.” 

El cuerpo estaba cubierto de placas de cobre o de bronce en la cara, el pecho, el abdomen, la ingle, que se unían con cordones de cuero. Los elementos encontrados con el cuerpo, el hacha, los colgantes y anillos, sugiere que “este no era un pobre muchacho”. El guerrero niño, presumiblemente ”no era de los estratos más bajos de la sociedad ". 

Aunque los investigadores avisan que es un momento aún prematuro para saber si el niño era de los escalones más altos de una élite hasta ahora no muy conocida en Siberia y que parece de características muy diferentes a los ejemplos hallados hasta ahora. Incluso, su método de enterramiento también parece diferente a los excavados anteriormente en este remoto lugar remoto, donde aún no se han localizado mujeres adultas. 

La arqueóloga Natalia Fyodorova dijo: "No hemos terminado los trabajos de excavación, por lo que esperamos encontrar pronto nuevos detalles y una visión más clara. Por ahora, puedo decir que en la base de este enterramiento hemos visto una estructura o plancha grande de madera ovalada. Sabremos lo que es esto más exactamente después de terminar nuestro trabajo.” 

“Sobre esta placa se encuentra el cuerpo de un niño envuelto con una piel suave .... sobre esta capa de piel yacían las objetos de bronce - hacha, colgantes, anillos y placas de metal. Luego se cubrieron con una segunda capa de la piel. A continuación, tapaba todo con estopa y luego se envolvió con la de abedul”.

La Dr. Fyodorova, subdirectora del Museo y Centro de Exposiciones de la ciencia Shemanovsky, dijo: "Si comparamos esto con anteriores enterramientos infantiles en este sitio, podemos ver algunas cosas en común. Por ejemplo, todos los niños fueron envueltos en pieles y no tenían otra ropa." 

"Aún así, este entierro difiere. En primer lugar, los otros niños fueron enterrados en un sarcófago de madera, pero aquí se cuenta con una construcción de madera ovalada. La otra diferencia es que aquí podemos ver muchas objetos enterrados con el niño - hacha, colgantes, anillos de bronce. No es típico, concluye.” 

"En este momento, una segunda resonancia magnética está en marcha para detectar más detalles." 

En cuanto a la momificación, los científicos concluyen que fue "accidental": no era la intención de este antiguo clan, pero sucedió debido a las condiciones que aportaron el cobre y el permafrost. Los restos del chico fueron exhumados hace varias semanas, pero sólo ahora se abrieron en Salekhard. Es la primera momia de esta civilización que se encuentra en este intrigante yacimiento desde 2002. 

"La corteza de abedul forma un 'capullo' de 1,28 metros de largo y unos 30 cm en la parte más ancha", dijo el Dr. Gusev. “sigue los contornos del cuerpo humano.” Inicialmente sospechaban que los restos eran de un adolescente pero cuando lo abrieron fue evidente que se trataba de los restos de un niño mucho más joven. 

Anteriormente, los arqueólogos encontraron 34 tumbas poco profundas en el yacimiento medieval, entre ellos 11 cuerpos con cráneos rotos o ausente, además de esqueletos destrozados. Se encontraron cinco momias envueltos en cobre, y también cubiertos con piel de renos, castor, o glotón. Entre las tumbas se han encontrado hasta ahora sólo una mujer, una niña, con el rostro enmascarado con placas de cobre. No hay mujeres adultas. 

Cerca se encuentran tres momias infantiles con mascaras de cobre, todos varones. Ellos fueron atados con cuatro o cinco tiras de cobre, de varios centímetros de ancho. 

Del mismo modo, se encontró un hombre pelirrojo, protegida desde el pecho hasta los pies con un revestimiento de cobre. En su lugar de descanso, fue hahllado un hacha de hierro, pieles, y una hebilla de bronce que representa la cabeza de un oso. Todos los pies de los fallecidos apuntan hacia el río Gorny Poluy, un hecho que se considera con un claro significado religioso. Los rituales funerarios son desconocidos para los expertos. 

Entre los artefactos hallados se incluyen cuencos de bronce originarios de Persia, unos 3.700 millas al suroeste, que datan de los siglos X o XI. Uno de los enterramientos se ha fechado alrededor del 1282, según un estudio de los anillos de los árboles (dendrocronología), mientras que otros se cree que son más antiguos. 

Los investigadores encontraron en una de las momias adultas un cuchillo de hierro de combate, un medallón de plata y una estatuilla de bronce con forma de ave. Estos objetos están comprendidos desde siglo VII al IX. 

A diferencia de otras necrópolis en Siberia, por ejemplo en el permafrost de las montañas de Altai, o las tumbas de los faraones egipcios, el propósito no parecía ser la de momificar a los restos, por lo tanto, los investigadores afirman que su preservación no ha sido intencionada. 

El suelo en este lugar es de arena y no se congela de forma permanente. La conjunción de varios elementos, como las placas de cobre que no se oxidaron y mantuvieron protegido el fardo, y un hundimiento de la temperatura en el siglo XIV, están detrás del buen estado de los restos en la actualidad. 

En 2002, los arqueólogos se vieron obligados a detener el trabajo en el lugar debido a las objeciones de los locales en la península de Yamal, una tierra de renos y ricos recursos energéticos, conocida por los lugareños como "el fin de la tierra".  

Fuente: http://arqueologia-paleoramaenred.blogspot.com.ar/

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó8/10
Opiniones (0)
5 de Diciembre de 2016|10:04
1
ERROR
5 de Diciembre de 2016|10:04
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016