Deportes

Emotivo izamiento de la bandera argentina en Beijing

Se realizó hoy el emotivo izamiento de la bandera nacional en la Villa Olímpica de Beijing. Estuvo presente el embajador argentino en China.

Con la presencia del embajador argentino en China, se realizó este domingo un emotivo acto de izamiento de la bandera nacional en la Villa Olímpica de Beijing, donde el alcalde del complejo deportivo le dio formalmente la bienvenida a los deportistas argentinos a los XXIX Juegos Olímpicos.

Cuando el soldado chino abrió con un sacudón la bandera argentina, la piel de varios atletas se erizó de emoción y ya no pudieron sacarle la vista de encima hasta que alcanzó la cima del mástil central del anfiteatro de la Villa Olímpica, donde el
alcalde del complejo deportivo los recibió de manera oficial.

"Es una emoción gigante, acá te das cuenta lo que significa estar en un Juego Olímpico", comentó, emocionado, el judoka Sandro López, en el ágape que las autoridades olímpicas le brindaron al equipo argentino en una carpa gigante -como todo aquí- ubicada al costado del anfiteatro.

Del evento participaron el embajador argentino en China, César Mayoral y su esposa, María Randón; los consejeros Luis Ferrari Freyre y Luis María Sobrón, quienes viajaron especialmente desde Buenos Aires para colaborar durante los Juegos Olímpicos y todas las autoridades del staff nacional, encabezado por el Jefe de la misión argentina, Gerardo Werthein.

Entre los deportistas, estuvieron Las Leonas, los integrantes del equipo de judo, Alberto González Viaggio (esgrima) y Juan
Carlos Dasque (tiro).

Los remeros Santiago 'Pollo' Fernández y María Gabriela Best se perdieron la ceremonia porque estaban entrenando. Dos traductores chinos, uno de inglés y otra de francés, iniciaron la locución del evento, con tono protocolar, mientras la delegación ingresaba por el centro del anfiteatro, para ubicarse posteriormente en una de las tribunas.

El primer momento emotivo llegó con el himno del movimiento olímpico, mientras se izaba la bandera de los Juegos. Luego, el alcalde de la Villa, Chen Jian, le dio la bienvenida a los atletas nacionales y les deseó "buena suerte", en un sacrificado castellano.

El jefe de la misión argentina transitó luego por la alfombra roja hasta el escenario y desde allí presenció el momento más sublime de la ceremonia: el izamiento de la bandera argentina.

Luego intercambió regalos con Chen Jian, a quien le entregó un vino argentino de exportación y del que recibió un plato y una plaqueta olímpica.

Finalmente, los locutores anunciaron en inglés y francés la entonación del himno nacional de la "Argüentina" -tal la pronunciación que habitualmente le dan los chinos al nombre de nuestro país- que se terminó abruptamente, antes de comenzar el estribillo.

La ceremonia se cerró con el canto de un coro chino, las fotos de rigor y la despedida de la formación argentina, que ahora espera instalada -formalmente- en la Villa Olímpica su debut en los Juegos de Beijing.
Opiniones (0)
10 de Diciembre de 2016|05:38
1
ERROR
10 de Diciembre de 2016|05:38
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic