Testigo protegido se encadenó en Casa de Gobierno

Jorge Lupo es el testigo principal del asesinato del repartidor Carlos Pasetti, ocurrido el 25 de julio de 2007. El hombre solicita ayuda del gobierno: una vivienda, trabajo y resarcimiento económico. Denuncia que recibe constantes amenazas de muerte.

El asesinato de Carlos Pasetti, cambió la vida de Jorge Lupo, el principal testigo de la muerte del joven repartidor de pizza. A partir de ese día su vida cambió para siempre.

Según relató las constantes amenazas hacia su persona y familia llevaron a que perdiera el trabajo, por lo que hoy se encadenó en el cuarto piso de la Casa de Gobierno y solicitó que se agilice un pedido extrajudicial que hicieron sus abogados.

“He pedido una vivienda, trabajo y 100 mil pesos” contó Lupo encadenado en el hall del cuarto piso de Gobierno.

El hombre que vive con custodia policial desde hace un año, relató a MDZ que su calvario comenzó el mismo día que la Policía lo fue a buscar a su domicilio: “Vinieron tres efectivos y tengo que explicar que el principal acusado de la muerte de Carlitos vive casi enfrente de mi casa”.

Si bien hace pocos días se sancionó el proyecto de ley de testigos protegidos el mismo no sería retroactivo.
Opiniones (1)
21 de agosto de 2017 | 18:58
2
ERROR
21 de agosto de 2017 | 18:58
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Ayer fuí testigo del encadenamiento y huelga de hambre de mi amigo JORGE LUPO DAVILA, ciudadano ejemplar, engañado por el Poder Ejecutivo y Judicial de Mendoza, para que declarara permitiendo que uno de los tres asesinos del querido Carlitos Pasetti fuera condenado a tan solo 15 años de prisión. Amenazaron de muerte a sus 4 bebes, intentaron violar a Evelin su hija, le pegaron a Wilson su hijo, sufrio variadas amenazas de muerte. Todas denunciadas, y la Justicia menduca no hizo NADA. Le prometieron casa alejada de los criminales, trabajo, NADA. Con este accionar el Gobierno ha violado el art 4 y 5 del Pacto de San José de Costa Rica, por lo que tanto el Gobierno Nacional como Provincial, recibirá sanciones de la Comisión Internacional de Derechos Humanos ante quienes realicé, la denuncia. Mi amigo Lupo lleva un año viviendo un infierno su pecado creer en el Gobierno y haber declarado. Perdió su trabajo, dos camionetas para comer, y vive encerrado custodiado por la DIC y Policía uniformada. Anteayer el Gobierno de Mendoza ante el asesinado de Rosita Ovidi, decía que era algo confuso, hablo de muerte natural, nuestra querida vecina fue asesinada por asfixia. JAQUE serás condenado por le Pueblo por la Historia y por una comisíón de la ONU que ya te tiene en la mira.
    1
En Imágenes