Ordenan "repatriar" el yate de Ricardo Jaime

Se trata de la embarcación Altamar modelo 64 registrada bajo el nombre "Capricornio", que en 2013 fue detectado en el puerto de Piriápolis.

El juez federal Sebastián Casanello ordenó trasladar desde Uruguay a la Argentina el yate que se le adjudica al ex secretario de Transporte de la Nación Ricardo Jaime, valuado en 1.400.000 dólares, y por el que está siendo investigado por presunto enriquecimiento ilícito.

El magistrado dispuso que a través de un exhorto el Ministerio de Relaciones Exteriores pida la colaboración de Uruguay, donde se encuentra la embarcación, y advirtió que el barco podría formar parte de un "eventual decomiso", informaron a DyN fuentes judiciales.

Se trata de la embarcación Altamar modelo 64 registrada bajo el nombre "Capricornio" matrícula DL2153AC, que en diciembre de 2013 fue detectado en el puerto de Piriápolis y desde entonces está secuestrado y embargado.

El yate se le atribuye a Jaime en la causa en la que ya está procesado por presunto enriquecimiento ilícito por una suma de 12.500.000 de pesos durante los seis años que fue secretario de Transporte de la Nación, entre 2003 y 2009.

Sin embargo, Jaime no fue procesado como dueño del barco ya que falta realizar medidas sobre la embarcación.

El juez Casanello le solicitó al juez letrado de Maldonado, Gerardo Fogliacco, una serie de medidas de prueba vinculadas al yate.

"Teniendo en cuenta que nadie se ha interesado ni formalizado reclamo alguno respecto del bien a la fecha, es que se impone la necesidad de ordenar el traslado del navío a nuestro país, para que permanezca bajo la custodia de la Prefectura Naval Argentina mientras se llevan adelante las distintas medidas de investigación que sean necesarias, ello a los fines de asegurar su debida conservación y el eventual decomiso y recupero de activos que podría tener lugar a futuro en el proceso", sostuvo el juez en su resolución.

El fiscal federal Carlos Rívolo había solicitado que el barco fuera trasladado y el magistrado dispuso que quede bajo custodia de la Prefectura Naval.

Casanello procesó a Jaime por presunto enriquecimiento ilícito junto a familiares y allegados que fueron acusados de ser los testaferros del ex funcionario, lo que luego fue confirmado por la Cámara Federal.

La Justicia le atribuyó a Jaime un avión, 13 autos, ocho inmuebles, un hotel, un spa y acciones en empresas.

El ex funcionario fue condenado en septiembre de 2013 a seis meses de prisión por el intentado de llevarse prueba que la Policía había secuestrado en su casa de Córdoba cuando lo investigaba en la causa por enriquecimiento ilícito.

Actualmente Jaime está siendo juzgado por la tragedia ferroviaria de Once, en la que murieron 52 personas cuando en febrero de 2012 chocó un tren, y está enviado a juicio oral en dos causas por dádivas por recibir beneficios de empresarios a los que debía controlar.

Opiniones (0)
16 de diciembre de 2017 | 18:53
1
ERROR
16 de diciembre de 2017 | 18:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho