En una industria exigente, actrices XXL triunfan en la taquilla

A pesar de superar los 100 kilos, Melissa McCarthy y Rebel Wilson triunfan en una industria tan competitiva como la cinematográfica. Los detalles.

Durante décadas, Hollywood ha asociado el éxito a las tallas pequeñas. Actrices delgadas copan las portadas y carteles de las películas que protagonizan. Pero, en cambio, se prescinde de otras por estar rellenas.

Parece que la tendencia ha cambiado gracias a la incursión en la gran pantalla de intérpretes que reclinan la balanza a su favor, y no por su peso, sino por su talento, sobre todo, para la comedia.

Es el caso de Rebel Wilson o Melissa McCarthy. Ambas se convirtieron en robaescenas profesionales a partir de Damas en guerra de Paul Feig, famoso por confiar en actrices de perfil cómico para sus películas. McCarthy incluso obtuvo una nominación en 2012 a la estatuilla dorada por su papel secundario en el film, la única del elenco en lograrlo.


Ahora, ambas se han convertido en sinónimo de taquillazo. Película en la que participan, película que lidera la taquilla. Rebel Wilson explota su vis cómica en la secuela de Ritmo perfecto que lideró la taquilla estadounidense el fin de semana de su estreno, superando al adalid de la acción cinematográfica, Mad Max: Furia en el camino. En la cinta Wilson interpreta a Amy la gorda, sin atisbo de complejos, su clave.


McCarthy, por su parte, repite ahora el tándem formado con el director de Damas en guerra y aparta del número uno del box office a la cinta de 'The Rock', Terremoto: la falla de San Andrés, con la eficaz comedia de acción Spy: una espía despistada, que se estrenó en nuestro país el jueves pasado. Otro logro de Melissa McCarthy tiene que ver con la edad. En una industria en la que la mayoría de las estrellas de hoy tienen entre 25 y 35 años, ella logra sostener su altísima popularidad próxima a cumplir los 45 años.

Algunos asocian el éxito de estas actrices al género de sus películas y no a su talento. Pero lo cierto es que éste es indudable, ya sea por la capacidad de estas intérpretes para reírse de sí mismas o para hacer reír a los espectadores. Se han convertido en un valor seguro para la meca del cine y su presencia en Hollywood es cada vez mayor. 

Superar los 100 kilos de peso no les ha impedido triunfar en una industria como la del cine, de por sí exigente con el físico de sus actores. Actualmente disfrutan de muy buenas cifras de recaudación, y ya suenan para el reboot femenino de Los cazafantasmas. Parece que su futuro próximo, de momento, está tan garantizado como su éxito en taquilla.

Fuente: hoycinema.abc.es

Opiniones (0)
17 de enero de 2018 | 00:39
1
ERROR
17 de enero de 2018 | 00:39
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    El ciclón que congela a los Estados Unidos
    4 de Enero de 2018
    El ciclón que congela a los Estados Unidos