El hongo que extinguió a 200 especies de anfibios

La enfermedad que provoca supone una amenaza mayor para la biodiversidad de los vertebrados que cualquier otra enfermedad conocida.

Un hongo mortal responsable de la extinción de más de 200 especies de anfibios en todo el mundo ha coexistido inocuamente con animales en Illinois (Estados Unidos) y Corea durante más de un siglo, según los resultados de dos investigaciones recientes.

Los anfibios de ciertos lugares, como es el caso de Illinois, han estado coexistiendo con el hongo Batrachochytrium dendrobatidis durante al menos 126 años sin sufrir la mortandad masiva ni otros efectos adversos vistos en poblaciones de otras partes del mundo, según uno de los estudios. En el otro, se ha logrado fechar la presencia del hongo en Corea desde 1911. Los resultados ayudarán a los científicos a entender mejor la enfermedad causada por el Batrachochytrium dendrobatidis, y las condiciones bajo las cuales es posible sobrevivir a él.

La enfermedad provocada por el hongo ha llevado a más de 200 especies de anfibios a la extinción en todo el mundo, y supone una amenaza mayor para la biodiversidad de los vertebrados que cualquier otra enfermedad conocida.

Así lo ha comprobado Vance Vredenburg, de la Universidad Estatal de San Francisco en Estados Unidos y coautor de los estudios, quien ha estado investigando al Batrachochytrium dendrobatidis durante más de una década.

Una diferencia clave entre los dos estudios es que, si bien las pruebas mostraron que el Batrachochytrium dendrobatidis estaba muy extendido en Illinois desde la década de 1880, la enfermedad por él provocada fue mucho menos habitual en Corea durante la década de 1900 que lo que lo es hoy en día. Eso, tal como razona Vredenburg, indica que el comportamiento del hongo difiere dependiendo del lugar.

El estudio también valida la eficacia de las pruebas para detectar Batrachochytrium dendrobatidis en especímenes de museo, tal como se ha demostrado al usar una técnica perfeccionada por Tina Cheng, de la citada universidad. Algunos de los especímenes de museo tienen más de 100 años, lo que despertó el temor de que el ADN más antiguo se pudiera haber degradado, propiciando “falsos negativos”. Sin embargo, tal como Vredenburg y sus colegas comprobaron, es factible detectar el hongo en muestras tan antiguas. Durante los dos estudios, los investigadores comprobaron más de 1.200 muestras de anfibios recogidas entre 1888 y 2004.

Fuente: http://noticiasdelaciencia.com/

Opiniones (0)
8 de Diciembre de 2016|17:50
1
ERROR
8 de Diciembre de 2016|17:50
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic