Deportes
Perlita

El papelito que cayó del cielo en Instituto

Benjamín tiene 6 años, sobrevivió a un accidente en el que murió toda su familia y el sábado en la cancha recibió un mensaje celestial.

Benjamín tiene 6 años y una historia trágica en sus espaldas. En enero sobrevivió a un accidente vial en el que murieron sus padres y su hermano.

El fin de semana su tío, Carlos Juncos, lo llevó al estadio de Instituto para levantarle el ánimo y disfrutar con su nueva familia la experiencia de ir a la cancha y alentar al club de sus amores.

Hinchada Instituto

Y cuando el equipo salió a la cancha sucedió algo inesperado, que le eriza la piel al más incrédulo. La hinchada recibió a Instituto con la tradicional lluvia de papelitos. Millones de pedacitos de papel caían del cielo mientras todos cantaban y Benjamín se detuvo en uno particular.

Cuando el recorte de pequeñas dimensiones cayó al piso, Benjamín lo recogió, lo miró y se lo pasó a su tío Carlos al grito de "¡mi papá, mi papá!". Carlos lo recibió y se encontró con que en el papelito estaba el aviso fúnebre publicado en La Voz del Interior tras la muerte de los papás y el hermanito de Benjamín.

Escuchá la historia completa, contada por Carlos Juncos a Radio Continental:

Benjamín: una historia que eriza la piel by Pulxo 95.1 on Mixcloud

La historia se conoció luego de que Fernando, otro de los tíos de Benjamín, la compartiera en Facebook:

"CONFIRMADO: ESTÁN CON NOSOTROS

El sábado pasó algo asombroso y necesito compartirlo. Mi sobrino Benji, único sobreviviente del accidente donde falleció mi hermano Miguel, mi cuñada Jimena y mi sobrinito Joaquín, estaba triste. Así que mi cuñado Carlos, con quien vive actualmente decidió llevarlo a la cancha a ver Instituto de quien son hinchas, conociendo lo que le gusta el programa al Benji. María José quedó en su casa preocupada por los enormes desafíos y responsabilidad que significa educar a este pequeño bandido de temperamento inquieto. Apoyándose una vez más en su profunda Fé religiosa le pidió a Miguel, Jimena y Joaquín que la ayuden; que les den fuerzas para superar los obstáculos que se van presentando paulatinamente con la educación, el colegio y las relaciones familiares nuevas que se dan entre los chicos y su nuevo hermanito. Les pidió “una señal” para sentirse acompañada en este nuevo desafío que le presenta la vida.

Ya en la cancha, instalados en las tribunas Carlos con sus hijos y el Benji reciben a su equipo inmersos en una lluvia de papelitos picados que descendía del sector mas alto. Cuando toman asiento en las gradas y estando el piso tapizado de estos, el Benji de tan solo 6 años y que apenas sabe leer, toma del piso junto a él uno de esos papelitos entre miles, lo lee y sorprendido se lo pasa a Carlos...

Que hayan pasado mas de dos meses desde la tragedia, en una cancha con miles de personas; un niño de 6 años (justo él) levanta del piso un pequeño pedazo de diario de unos 8 cms de largo por 5 de ancho de entre miles, cuando apenas sabe leer; y que la cruz encima y los nombres de sus papás y hermano abajo estén intactos, creo que es una buena SEÑAL no !!!. Lo siento como una Gran Bendición del Cielo para ese pequeño y todos nosotros; y he sentido la necesidad de difundirlo como testimonio para que les sirva a aquellos que como yo tenemos permanentemente baches de FE".

¿Qué sentís?
95%Satisfacción2%Esperanza1%Bronca1%Tristeza1%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (9)
7 de Diciembre de 2016|08:11
10
ERROR
7 de Diciembre de 2016|08:11
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. brocamelia; No soy un hombre de fe, sin embargo, tengo la sensibilidad para acompañarte en ese dolor sin cuestionar nada más. Un abrazo
    9
  2. Solo quien tiene fe, lo puede entender, no lo puede cuestionar quien no la siente, soy creyente y supe siempre que la FE es un don, se lo pedí siempre al Señor y siempre me escuchó, es por eso que vivo en paz, desde la partida de mi hija de 28 años, aprendiendo a vivir con el dolor, pero nunca abandonada de las manos del Señor y nuestra Madre, he tenido muchos signos desde donde Ella está, se que ese misterio lo conoceré cuando yo parta, Benjamín también estará acompañado siempre.
    8
  3. Lo mejor para ellos, la probabilidad de que pase creo que no se puede calcular, pero el hecho alegró a ese pibe que ha pasado por algo tremendo, a mí, la noticia me hace bien.
    7
  4. mmendocino: 1) Una cosa es posibilidad y otra probabilidad 2) la "probabilidad" no es pequeña es ínfima (por no decir indetectable) 3) No es ni concreta ni tangible, los HECHOS son los concretos y tangibles 4) La probabilidad es un número que demuestra la factibilidad de la aparición de un hecho 5) El modo irónico al decir "cierta explicación de fantasía" sólo demuestra tu pobre conocimiento de principios universales irrebatibles
    6
  5. Hay tanta igualmente maravillado y encantado, sin remordimientos por no haber creíso.s probabilidades de que sea una casualidad como que sea un "milagro" o un mensaje de los fallecidos. Esta probabilidad no es matemática ni de comprobación, es simplemente una cuestión de mente abierta. Particularmente considero -siendo agnóstico- que pueden existir Dios, los fantasmas y los extraterrestes, y cuando la existencia de alguno sea demostrada, me sentiré igualmente maravillado y encantado, sin remordimientos por no haber creído.
    5
  6. Por mas de que la probabilidad haya sido pequeña, la posibilidad está...es concreta y tangible. No como cierta explicación de fantasía.
    4
  7. Cualquiera sea la explicación, mientras le sirva a la familia y al chico, genial. Ojalá les vaya bien.
    3
  8. Esta mañana escuchaba a un tal Luis Novaresio en Radio La Red, cuando se le preguntó qué le parecía esta noticia, decir muy suelto de cuerpo que "era casualidad". Me apenó no llamar a la radio para sugerirle a dicho conductor tuviera a bien convocar a un Dr. en Matemáticas a que le calculara la probabilidad de que el mentado papelito cayera en manos del chico. Tal vez fuera más o menos igual a que la corteza terrestre se abriera y evaporara en 10 segundos las aguas de todos los océanos o bien, a que un pelotudo como él, abra su cabeza y su corazón a considerar que este universo tiene muchos más planos que el de la realidad que lo rodea. Disculpen ustedes.
    2
  9. Es una historia increíble, hermosa. Aún sin ser creyente me conmueve. Ojalá el destino que ha sido tan duro con el chiquito lo proteja el resto de su vida.
    1
En Imágenes