Fiscales: "Nisman fue el primero pero podría no ser el último"

Fiscales federales advirtieron hoy que el caso de la muerte de su colega Alberto Nisman fue el primero de semejantes características, "pero podría no ser el último", al lanzar una convocatoria formal a la marcha de silencio que encabezarán el próximo 18 de febrero en "homenaje" a su funcionario fallecido.

 Fiscales federales advirtieron hoy que el caso de la muerte de su colega Alberto Nisman fue el primero de semejantes características, "pero podría no ser el último", al lanzar una convocatoria formal a la marcha de silencio que encabezarán el próximo 18 de febrero en "homenaje" a su funcionario fallecido. 

En esos términos se expresó Carlos Stornelli, al ser consultado por los motivos de la marcha, después de que el Gobierno pidiera a los organizadores explicaciones sobre la movilización prevista para la jornada en la que se cumplirá un mes del deceso del hombre que había denunciado a la presidenta Cristina Kirchner y al canciller Héctor Timerman. 

En este sentido, el kirchnerismo se mostró cauto frente a la marcha de los fiscales, pero pidió que "no pretendan transferir responsabilidades" al Ejecutivo en torno al esclarecimiento del caso, mientras que los funcionarios judiciales reclamaron por su "libertad e independencia". 

En su habitual conferencia de prensa, el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, subrayó que "el Gobierno es respetuoso de todas las manifestaciones de todo tipo y características" pero advirtió que "nadie puede decir que existe interferencia del Poder Ejecutivo en el Poder Judicial". 

"La pregunta es por qué se realiza esta movilización. Seguramente lo tendrán que explicar los organizadores", continuó Capitanich, al tiempo que pidió que la marcha "no implique pretender transferir culpas o responsabilidades a otros poderes del Estado o a otros miembros de la sociedad". Al respecto, remarcó que "hoy está en manos de la Justicia el esclarecimiento" de la muerte del exfiscal de la causa AMIA "y ellos (los fiscales) son los que tienen que definitivamente resolverlo". 

En tanto, el secretario general de la presidencia, Aníbal Fernández, también se mostró cauteloso a la hora de opinar sobre la movilización: "Forma parte de los derechos que hemos conquistado todos los argentinos", afirmó. "No me parece que sea malo. Han matado a un fiscal, o ha muerto un fiscal, o se ha suicidado un fiscal", agregó Fernández en declaraciones a la prensa, efectuadas antes de ingresar a la Casa Rosada. Sin embargo, le apuntó a los organizadores de la marcha, del sector judicial más enfrentado al Gobierno y que en sus manos llevan causas sensibles contra varios funcionarios, al señalar que "entre ellos hay gente que no se movió por otros argentinos en los momentos más duros de la democracia". 

En su cuestionamiento, el secretario de la Presidencia mencionó al exfiscal del juicio a las Juntas Militares, Julio Strassera, a quien acusó de haber negado un hábeas corpus al exgobernador de Santa Cruz Jorge Cepernic durante la última dictadura militar. 

La llamada "marcha del silencio" que se realizará el 18 de febrero desde el Congreso a Plaza de Mayo (donde se ubica la Fiscalía que ocupaba Nisman) fue convocada oficialmente este viernes por fiscales y empleados judiciales a través de una conferencia en el hall de los tribunales de Comodoro Py, donde aseguraron que la iniciativa "no es en contra de nadie". 

NA

Opiniones (0)
18 de noviembre de 2017 | 14:29
1
ERROR
18 de noviembre de 2017 | 14:29
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia