Qué cosas no te podés perder de Washington DC

La capital de Estados Unidos tiene la gran ventaja de que las principales atracciones se concentran en poco espacio. La ciudad tuvo un arquitecto francés.

La capital de los Estados Unidos, Washington, es una visita imprescindible si te planteás un viaje turístico por la Costa Este. O incluso en un viaje a Costa Oeste en el que se haga escala en el Este.

Son innumerables las imágenes que todos tenemos de Washington, bien por el cine, o simplemente por los noticieros.

El Capitolio, la Casa Blanca, el monolito del Memorial de Washington, el Memorial de Lincoln, el Pentágono o el Cementerio Nacional de Arlington, son escenarios que están en la memoria de todos y cuya visita no defraudará.

Y esta es precisamente una de las primeras características de Washington: a pesar de las muchas veces que hemos podido ver las imágenes de esos lugares, cuando se pueden contemplar en directo realmente no defraudan.

Además, la visita a Washington resulta muy cómoda y sencilla, pues la mayoría de los sitios a visitar se concentran en torno a la increíblemente enorme gran pradera que se denomina National Mall. Alrededor de la misma se encuentra una sucesión de monumentos, museos y edificios oficiales.

El origen de la ciudad de Washington se remonta a 1785, cuando el Congreso decidió construir una “capital federal“. Finalmente se acordó que ésta se levantara a orillas del rio Potomac y el propio George Washington fue quien eligió el emplazamiento de la capital.

Washington DC US Capitol

El Capitolio una imagen típica.

Diseño francés

El diseño de esta ciudad se encargó a un arquitecto francés llamado Enfant, cuyo proyecto inicial se fue construyendo a lo largo del siglo XIX. Punto clave del mismo era la gran avenida ajardinada, el citado National Mall, que con una longitud de más de kilómetro y medio se extiende desde el río Potomac hasta el edificio del Capitolio.

En el Mall se pueden visitar los más importantes monumentos y museos. Así, el Capitolio, el Museo del Aire y el Espacio, el famoso monolito central del Mall , el Washington Memorial, y los monumentos del Memorial de Lincoln y el Memorial de los Veteranos de Vietnam, así como el Memorial de Thomas Jefferson, deben ser visitas imprescindibles.

Washington D.C. Lincoln Memorial

El Memorial de Lincoln.

Aparte, en el Cementerio Nacional de Arlington, que se encuentra a la otra orilla del río Potomac, se encuentran monumentos y tumbas de famosos personajes de la historia de Estados Unidos.

La visita de Washington se debe completar con un paseo por las bellas calles del barrio central denominado Georgetown, donde se puede disfrutar del ambiente de la ciudad, además de ver casas palaciegas de gran belleza

Cómo llegar a Washington

La capital de los Estados Unidos tiene tres aeropuertos, el internacional de Baltimore-Washington, situado entre ambas ciudades (a 32 millas de la capital, entre 45 minutos y una hora), el aeropuerto de Dulles, en la zona suburbana de Virginia, y el Aeropuerto Reagan Nacional (vuelos nacionales), justo al lado de la ciudad, en la orilla del Potomac.

Si el viaje incluye una ruta en coche por la Costa Este, y se sale desde Nueva York, llegar a Washington supone recorrer 228 millas, en condiciones normales 4 horas de viaje, pero con tráfico denso, que resulta habitual, 5 horas.

Washington se encuentra. asimismo, a 137 millas de Filadelfia, o sea a dos horas y media.

Fuente: www.guias-viajar.com 

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó9/10
Opiniones (1)
27 de Septiembre de 2016|22:38
2
ERROR
27 de Septiembre de 2016|22:38
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Un detalle; la foto que muestran es del Memorial de Lincoln y lo titularon como el de Jefferson (basado en el Panteón Roma para que lo reconozcan). Washington tiene una colección de museos tremenda, muchos de ellos GRATIS, la Biblioteca del Congreso es una de las más grandes, completas e impresionantes del mundo. El museo aeroespacial tiene la cápsula de Apollo 11; un Concorde, el avión de los hermanos Wright, un Blackbird...
    1