Fuerte advertencia de expertos en torno a la "nueva SIDE"

La ICCSI, Iniciativa Ciudadana para el Control del Sistema de Inteligencia alertó sobre importancia del proyecto y que debe ser tratado con seriedad.

 Desde la ICCSI, Iniciativa Ciudadana para el Control del Sistema de Inteligencia, informaron que "estamos haciendo un profundo análisis del anuncio realizado por la Sra. Presidenta de la Nación sobre el envío al Congreso de la Nación del proyecto de modificación de la Ley Nacional de Inteligencia, que disuelve la Secretaría de Inteligencia y crea una Agencia Federal de Inteligencia".

En ese sentido, opinaron que "la reorganización del sistema de inteligencia es una condición necesaria para que éste respete las garantías constitucionales y los derechos humanos, y contribuya a la creación de una seguridad democrática".

Desde el análisis de la organización, nucleada en el marco del ILSED, Instituto Latinoamericano de Seguridad y Democracia, "hasta la fecha, la centralización de la Secretaría de Inteligencia y la ausencia de controles efectivos, ocasionó que este organismo no cumpliera con la misión y la función que debería tener en el contexto de un estado de derecho. Por el contrario, se ha caracterizado por conservar su profunda tradición antidemocrática, heredera de una de las épocas más nefastas de nuestra historia. Incluso en un contexto democrático, este organismo estuvo subordinado a intereses privados y espurios, abocado a tareas de vigilancia interna y de persecución de militantes sociales y políticos, e incluso tuvo participación directa en la producción de pruebas falsas para el desvío de causas judiciales de interés público. Nada más alejado de su función principal, esto es, contribuir con la seguridad del país y sus habitantes".

La Iniciativa Ciudanana consideró que "un tema de suma importancia el anuncio del traslado de la Dirección de Observaciones Judiciales al Ministerio Público Fiscal, aunque entendemos que se debe distinguir si dichas interceptaciones se realizan para investigar cuestiones criminales, vinculadas a la inteligencia nacional, o estratégico-militares, y en tal sentido resolver en qué ámbito deben concentrarse cada una de dichas interceptaciones. Esto debería asegurar que las medidas judiciales que se instrumenten contemplarán las garantías procesales adecuadas, y serán ajustadas a derecho".

"Es necesario insistir en revisar el funcionamiento de los controles legislativos sobre el sistema de inteligencia -señalaron- tal como está dispuesto en la actual Ley de Inteligencia, y cuyo mecanismo debería ser revisado en la nueva ley. La Comisión Bicameral de Control de los Servicios de Inteligencia se ha reunido escasas veces, y siempre bajo el más absoluto secretismo".

Al respecto, desde la ICCSI se manifestaron públicamente, enviando proyectos con pedidos de informe sobre las actividades de esta Comisión. "Creemos que no sólo es necesaria una reestructuración como la propuesta por la Presidenta, sino que también es imperioso mejorar los mecanismos de control democrático sobre las actividades de inteligencia", advirtieron.

Asimismo, opinaron que "un proyecto de ley de estas características, en el contexto convulsionado en el que se produce, debe recibir una atención cuidadosa por parte de todos los involucrados. Nos parece de sumo interés que se plantee la apertura de sesiones extraordinarias para discutirlo, pero esto no debe ser una carta blanca para habilitar un tratamiento exprés en el Congreso de la Nación. Los principios rectores de una doctrina democrática de inteligencia y el establecimiento para la Agencia Federal de Inteligencia de una misión, funciones y ámbitos de aplicación claros, necesitan una discusión amplia y respetuosa, que contemple la participación de múltiples sectores de la ciudadanía".

"El anuncio de la Presidenta -continuaron- promete una reforma de carácter estructural. Esperamos que esta reforma salde una deuda pendiente que distintos gobiernos han mantenido con la ciudadanía desde la recuperación de la democracia en 1983, y que la nueva Agencia Federal de Inteligencia cumpla con los más altos estándares en materia de respeto a los derechos humanos, contribuyendo así a la construcción de una seguridad democrática e inclusiva".

La Iniciativa Ciudadana para el Control del Sistema de Inteligencia (ICCSI), compuesto por la Asociación por los Derechos Civiles (ADC), el Instituto Latinoamericano de Seguridad y Democracia (ILSED) y la Fundación Vía Libre, es un espacio destinado al seguimiento, impulso y promoción del funcionamiento efectivo de los mecanismos de control sobre el sistema de inteligencia de nuestro país.

Opiniones (1)
22 de agosto de 2017 | 02:03
2
ERROR
22 de agosto de 2017 | 02:03
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Una ley de éstas características, por su importancia, debería tener el análisis y la discusión necesarias, la participación y el aporte de todos los sectores políticos y sociales de la República, evitando las imposiciones por mayoría de legisladores como ha pasado con otros proyectos enviados por el ejecutivo al Congreso. Es fundamental que desde su génesis se respeten absolutamente todos los derechos y garantías constitucionales. Esperemos que así sea por el bien de todos. Saludos.
    1
En Imágenes