¿Aprendemos mejor lo que escribimos a mano que lo que tecleamos?

Una investigación reciente ha explorado ese terreno poco conocido y las revelaciones han resultado ser sorprendentes.

Los apuntes escritos con bolígrafo sobre papel comienzan a parecer cosa del pasado, ante la práctica, cada vez más extendida en aulas universitarias y de otros niveles académicos, de tomar apuntes tecleándolos en un ordenador portátil o miniportátil.

Las computadoras portátiles en las aulas han estado rodeadas por fuertes controversias debido, principalmente, a las muchas oportunidades de distracción que ofrecen a los alumnos: Usar redes sociales, visitar páginas sin relación con lo que se estudia, o jugar a videojuegos, solo por mencionar algunas.

Sin embargo, muy pocos han sido los estudios en los que se ha examinado su nivel de eficacia para los estudiantes responsables que en el aula los emplean solo para tomar notas.

Una investigación reciente ha explorado ese terreno poco conocido y las revelaciones han resultado ser sorprendentes.

Todo comenzó cuando la psicóloga Pam Mueller, de la Universidad de Princeton en Nueva Jersey, Estados Unidos, coautora del estudio, vivió en ella misma la experiencia de cambiar el ordenador portátil por el papel y el bolígrafo a la hora de tomar apuntes. El primer día que tomó apuntes de ese modo, sobre una conferencia a la que asistió, tuvo la sensación de que había asimilado mucho más de esa conferencia que de cualquier otra anterior. A su colega Daniel Oppenheimer le sucedió algo comparable en el camino inverso: En una reunión de profesores tomó notas en su ordenador y se dio cuenta de que ni se había enterado de qué había estado hablando la persona de cuya exposición tomó apuntes.

Mueller y Oppenheimer, quien está ahora en la Universidad de California en Los Ángeles, decidieron profundizar en la cuestión y verificar si sus intuiciones sobre las diferencias entre tomar apuntes con ordenador y hacerlo con papel y bolígrafo eran acertadas.

Los provocadores resultados de su línea de investigación indican que tomar notas con papel y bolígrafo es mejor que hacerlo en ordenadores portátiles, al menos para recordar información conceptual a largo plazo. Incluso cuando los ordenadores son utilizados exclusivamente para tomar notas, sin que la persona se distraiga en ellos con otras cosas, el grado de asimilación del tema sobre el que se han tomado los apuntes tiende a ser inferior en el crucial aspecto citado.

Fuente: http://noticiasdelaciencia.com/

Opiniones (0)
11 de Diciembre de 2016|04:57
1
ERROR
11 de Diciembre de 2016|04:57
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic