Hoy presentan dos libros sobre los Redondos

"Redondos: A quién le importa, biografía política", de Perros Sapiens y "Yo no me caí del cielo, Genealogía de una postura", de Pato Cermele. A las 21.

La misa ricotera en Mendoza se reeditará el sábado, pero como para ir calentando motores, hoy se presentan en la provincia dos libros sobre Patricio Rey y los Redonditos de Ricota.

Redondos: A quién le importa, biografía política de Patricio Rey, de Perros Sapiens (Ediciones Tinta Limón) y Redondos: Yo no me caí del cielo, Genealogía de una postura, de Pato Cermele (Editorial Sudestada), son los dos libros que se presentan hoy a las 21, con la presencia de los autores, en Librería Pájaros, Las Heras 676 de Ciudad.

A quién le importa

Dice la introducción de Redondos: A quién le importa, biografía política de Patricio Rey: “Ricoteros, no ricoteros, incluso anti ricoteros, todos acuerdan en que Los Redondos son algo distinto, sin siquiera mucha necesidad de argumentar: es una verdad sensible. Incluso los no ricoteros tienen su relación personal con la banda. Porque Patricio Rey es muy especial: el efecto exuberante de su presencia sin permiso fuerza al medio a posicionarse en torno suyo de una u otra manera. Especial, fundante de especie, pero ¿por qué tanta historia con una banda de rock?
La propuesta de la banda fue tomada por multitudinarias pasiones para afirmarse, para pensarse, para agruparse, incluso para orientarse, mapear el mundo, elaborar una política de olfatos, un régimen de afectos y enemistades, un régimen donde la estética, el gusto, es un organizador de confianzas y distancias. Y a su vez la banda tomó los nervios y las alegrías que esas multitudes organiza- ron en su fuego como brújula y alimento de su viaje. La especialidad ricotera se evidencia por la fuerza de su presencia, desborde y proliferación; Patricio Rey no compite, no asciende, no conquista: pone a rodar discos de furia festejante, baila en las llamas –en llamado– y se va. Pero ¿qué hace a esa especialidad? ¿Por qué los Redondos son los Redondos? Los misterios no pueden re- solverse, pero pueden transformarse en misterios mejores. Los Redondos, fiesta y resistencia, chorrearon todas las épocas, los 70, los 80, los 90; rompieron en 2001 y su desborde se confunde con el de una era política en Argentina?Fueron un campo sensible: laboratorio, fábrica y campo de entrenamiento de inquietudes estéticas y políticas disidentes. Con su música, sus frases, sus imágenes y sus recitales, Patricio Rey apadrinó un carnaval subterráneo para sobrevivir la dictadura, una fiesta rabiosa para atravesar el retorno democrático, y un escepticismo fértil que habitó el agotamiento de la representación sin apatía ni nihilismo; un raje, siempre, del orden del día.
Ese raje, tan especial, abre una perspectiva desde la que leer nuestra historia, recordar lo eterno, disputar el presente. No hay un día donde por la calle en esta ciudad no suenen los Redondos. Redondos, una fiesta donde decir nada es verdad salvo nuestro grito, este grito que abarca el cosmos. Aguante y creación, mapa del mundo y orientación en el desastre: sin astros, desconfiados de cualquier ídolo, bailando los designios de nuestro dios pagano, Patricio, esta realeza del nosotros”

Yo no me caí del cielo

En Redondos: Yo no me caí del cielo, Genealogía de una postura, Pato Cermele toma distacia de preguntas tales como “¿Cómo fue que una banda de rock casi secreta e intelectual, insospechada de toda gestualidad populista, devino en actuación de masas? ¿En qué punto de la historia argentina reciente se produjo ese salto sociocultural, sin que el mismo significara, más allá de leves modulaciones artísticas, un viraje concesivo?”.

“Escrito con fluidez y profundidad y estructurado a partir de un índice impecable en su barrido de temas concatenados, Yo no me caí del cielo... es el libro sobre Los Redondos que muchos queríamos leer. Patricio exploró el núcleo duro del ideario ricotero, sus fundamentos estéticos y políticos. En suma: la lógica que anida detrás del ‘sinsentido’ de la expresión rockera por antonomasia. Optó entonces por situar a la banda en el trazado de su propia genealogía, sin patria ni gurú, a contratiempo de la hegemonía tecnocrática, poniendo a los Redondos en su propio contexto intelectual, como haría un historiador”, adelanta la contratapa sobre el libro.

La cita es para las 21, preparándose para lo que en dos días será la segunda presentación del Indio en Mendoza.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó10/10
Opiniones (0)
4 de Diciembre de 2016|05:09
1
ERROR
4 de Diciembre de 2016|05:09
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016