Deportes

La fuga de futbolistas preocupa a los clubes argentinos

Los casos de Oscar Ahumada y Martín Bravo, quienes se consideraron libres y dejaron a River y Colón, respectivamente, para negociar sus traspasos al exterior puso en alerta a los equipos.

Los clubes del fútbol argentino están en estado de alerta porque se inició una fuga de jugadores que estarían amparados por leyes laborales de la FIFA.

El volante Oscar Ahumada se fue después de haber sido una de las figuras del River campeón, mientras que otro tanto hizo Martín Bravo tras consagrarse máximo goleador de San Martín de San Juan.

Ahumada estaría negociando su pase al fútbol europeo, mientras que en México se anunció a Bravo como uno de los dos refuerzos de Pumas para el próximo Apertura.

Ambos se negaron a firmar una renovación automática de sus contratos por el 20% de aumento, tal como se venía haciendo en los casos en los cuales clubes y jugadores no se ponían de acuerdo en el incremento salarial. Bajo esta normativa y luego de dos años de vínculo, los jugadores se quedaban con el pase en su poder.

Aunque la FIFA acepta este tipo de organización en Argentina, también está de acuerdo con otro tipo de relación entre clubes y jugadores, como se aplica en Europa, y de allí se aferraron Ahumada y Bravo para no renovar sus contratos en forma automática.

En Europa, los clubes fijan una cláusula de rescisión de contrato, generalmente elevada en los jugadores más importantes, para garantizarse que no se vayan ante una oferta mejor.

El hombre fuerte del fútbol argentino, Julio Grondona, dijo al deportivo Olé que le pidió al presidente de la FIFA Joseph Blatter que "no habilite a ninguno hasta que resolvamos el problema de fondo, que no se tome ninguna decisión hasta que yo llegue a Beijing".

"Acá tenemos que encontrar una solución global, definitiva, para que no siga pasando que los jugadores se vayan sólo porque en Europa pagan mejor que acá", agregó Grondona, quien además es vicepresidente de la FIFA.

Para evitar que siga la fuga, Colón, River y por ahora otros cuatro clubes, dijeron que propondrán una actualización del convenio de jugadores cuando el martes haya una reunión de presidentes en la AFA.

"En estos momentos no está en juego el patrimonio de River y de Colón, está en juego el patrimonio del fútbol argentino", dijo el presidente de Colón, Germán Lerche.

"Si se permite esto, se pone en jaque la estructura de los clubes", agregó Lerche. "De a poco, nos vamos a quedar sin instituciones en el fútbol argentino".

El titular de River, José María Aguilar, destacó que "lo más importante es cumplir la ley y la FIFA dice que la obligación primaria es cumplir con la ley nacional", algo que no sería tan así, ya que de lo contrario no se hubiese armado semejante revuelo.

El presidente de Boca, Pedro Pompilio, subrayó que "el problema es que en el exterior no se legisla igual que en Argentina. Pero más allá de lo que intente hacer Ahumada, River tiene la razón. Nos están robando el patrimonio".
Opiniones (0)
10 de Diciembre de 2016|05:49
1
ERROR
10 de Diciembre de 2016|05:49
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic