El “Messi de las alturas” estará en Mendoza

Kilian Jornet, un atleta con alas, tiene 26 años y salió cuatro veces campeón del mundo de skyrunning, una de los deportes más extremos del mundo.

 Con tres años subió a su primer 'tresmil', al Tuc de Molières, en el Valle de Arán. Con cinco ya coronó la cumbre de los Pirineos, el Pico Aneto. Con seis hizo su primer 'cuatromil' subiendo al Breithorn, en los Alpes de Italia y Suiza. A los diez hizo la travesía de un lado a otro de los Pirineos.

 En 2013, este catalán de 26 años batió un nuevo récord al ascender y descender del monte Cervino en 2 horas y 52 minutos. También logró otro récord en el Mont Blanc. Estas dos cumbres forman parte de su proyecto de cuatro años de duración Summits of My Life, en el que Jornet intentará batir nuevos récords en las cimas más emblemáticas del mundo.

En el skyrunning, se escalan y descienden largas distancias en cumbres con alturas por encima de los dos mil metros, con una inclinación mayor al 30% y con dificultad de escalada no superior al grado 2. Los términos de la disciplina se ajustan según la región: en Estados Unidos e Inglaterra lo llaman mountain running, y en muchos otros lugares se menta la práctica como trial running.

KIlian grande

Kilian Jornet, el mejor corredor de trail del mundo, brindará una conferencia de prensa en la UMaza, el lunes 8 de diciembre a las 19hs.

En esta oportunidad, el deportista llegará al país para intentar obtener el récord mundial de ascenso y descenso del Aconcagua en 10hs.

Markusberger 1800x1200


“La lucha es lo que diferencia una victoria de un vencedor. El dolor no existe, sólo está en tu mente. Contrólalo, destrúyelo, elimínalo y sigue”. Estas sentencias adornan las páginas de Correr o morir, el diario del joven nacido hace 26 años en la ciudad de Sabadell y publicado en la Argentina por la Editorial Nuevo Extremo.

Las líneas provienen del Manifiesto del Skyrunning, durante años clavadas sobre la puerta de su departamento, que oficiaron de mantra para el aún joven corredor. “En la escuela, la maestra me preguntó qué quería ser cuando fuera grande: ‘contador de lagos’, le respondí”. El niño vivía con su familia a dos mil metros de altitud de la Cerdaña, en los Pirineos españoles. Allí se apasionó con subir a la montaña y no quiso bajar más.

 Kilian suele tomar unas breves vacaciones en noviembre y entrena todo el año con la misma regularidad. “No creo que haya estado más de dos días enteros sin hacer nada, la vida sedentaria la llevo fatal. Corro todo el tiempo, pero no para entrenar o no bajar el ritmo, sino porque es lo que me gusta y me apasiona”, admite. Lo que no lo seduce es quedarse quieto. En su página web asegura que corre 7.000 kilómetros al año, se desliza en esquí unos 6.000, pedalea otros 1.000 y se pasa 50.000 en el coche. En avión ya perdió la cuenta. 


Entre los récords que ostenta figuran:

  • Récord subida/bajada Kilimanjaro (5h22-7h14)hasta que el pasado 13 de agosto de 2014 el montañista ecuatoriano Karl Egloff rompió el record de Killian en Ascenso 4horas 56min (récord anterior Kilian Jornet 5hrs23min) Descenso 1hr46min (récord anterior Kilian Jornet 1hr51min)récord recorrido completo y récord absoluto 6hrs42min.
  • En agosto de 2013, logra el récord de velocidad de ascenso y descenso del Cervino desde la localidad de Breuil-Cervinia por la arista Lion con un tiempo de 2 horas 52 minutos y 2 segundos.1
  • Récord Chamonix-Mont Blanc-Chamonix (4h57min)
  • En junio de 2014, logra el récord de ascenso y descenso del Monte Denali por la ruta "West Buttress" con un tiempo de 11h 46min utilizando una combinación de esquís y crampones. Rebaja en 5 horas y 6 min el anterior récord, en posesión de Ed Warren desde 2013.
 
Summer 2013 ©wwwdroz photocom2 1000x1502 2

Opiniones (0)
16 de diciembre de 2017 | 00:46
1
ERROR
16 de diciembre de 2017 | 00:46
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"