Las momias egipcias y la artritis

Las investigaciones hacen suponer que este mal y la espondilitis anquilosante pudieron haber afectado a varios miembros de las familias reales egipcias.

Desde que se descubrieron las momias del Antiguo Egipto se han llevado a cabo infinidad de estudios sobre ellas para conocer muchos más detalles sobre sus condiciones de vida, sobre cómo era su día a día e incluso qué enfermedades afectaban a la población de aquellos años, especialmente a los grandes faraones.

Tal como intentan demostrar diferentes estudios de campo, se cree que la artritis y la espondilitis anquilosante pudo haber afectado a varios miembros de las familias reales egipcias. Estas afirmaciones fueron refutadas por la publicación American College of Rheumatology dado que han descubierto una patología llamada hiperostosis esquelética difusa idiopática.

La espondilitis anquilosante es una afección inflamatoria que causa artritis, mucho dolor y rigidez en la espalda, pudiendo haber casos de que se cree una fusión ósea de toda la columna vertebral. Además puede llegar a afectar a otras partes del cuerpo.

[Tweet “La artritis y la espondilitis anquilosante pudo haber afectado a varios miembros de las familias reales egipcias”]

Tras ser analizados los tres faraones, Amenhotep II (Amenofis II), Ramses II y su hijo Merenptah, se descubrieron ciertas evidencias de espondilitis anquilosante y ahora quieren usar una nueva técnica de tomografía computarizada (TC) capaz de crear imágenes mucho más sofisticadas para poder estudiar nada menos que trece momias egipcias reales cuya datación se remonta a entre los años 1492 y el 1153 a.C.

Con esto se podría llegar a determinar si los signos de la espondilitis anquilosante estaban presentes en el cuerpo de Ramsés II y fue una de las posibles causas de su rápido deterioro físico antes de su fallecimiento. Finalmente se acabó descartando la espondilitis anquilosante dado que las tomografías demostraron que no había ausencia de erosión articular en las zonas interiores de la espalda y la zona del pelvis o fusión de pequeñas articulaciones entre las vértebras.

El estudio fue llevado a cabo por el doctor Sahar Saleem con Kasr Al Ainy en la Facultad de Medicina en El Cairo y también por el doctor Zahi Hawass, reconocido egiptólogo y hasta hace muy poco jefe del Consejo Supremo de Antigüedades de Egipto.

Ambos coinciden en decir que las momias del Antiguo Egipto proporcionan una buena oportunidad para conocer mucha información sobre la historia de la enfermedad. En esta clase de estudios puede llegar a descubrirse la vía de las enfermedades y cómo podría afectar a las poblaciones modernas de hoy en día.

El doctor Sahan Saleem acabó su intervención declarando que el proceso de momificación podría crear cambios en la columna, algo que puede ser considerado dentro de la investigación de enfermedades en esta clase de restos antiguos.

Fuente: http://redhistoria.com/

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó9/10
Opiniones (0)
3 de Diciembre de 2016|01:42
1
ERROR
3 de Diciembre de 2016|01:42
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016