Dos días en Buenos Aires y un circuito alternativo

¿Qué hacer cuando tenés una escapadita a la Capital? Un paseo por Buenos Aires, desde el Tortoni hasta el Colón, pasando por San Telmo y los mejores restaurantes.

¡Recibí nuestro Newsletter!
Enterate de promociones, sorteos y los mejores consejos para hacer tus viajes mucho más placenteros y económicos.
Frase para encabezado de notas de boarding pass

DIA 1

Nuestro primer día comienza bien temprano en Avenida de Mayo 825 con un desayuno en el Café Tortoni, uno de los cafés más lindos de Buenos Aires. Allí parece que el tiempo se hubiera detenido, en él se fusionan la historia, el arte y la buena cocina. Un placer caminar por Avenida de Mayo hasta Avenida 9 de Julio y pasar el Obelisco entre, si lo permite la época del año, los hermosos jacarandás en flor.

Cafe Tortoni en Av de Mayo.

El emblemático Cafe Tortoni.

Luego será el turno del Teatro Colón, uno de los teatros líricos más importantes del mundo. La visita guiada es una experiencia única que nos permite conocer y deslumbrarnos con su historia de más de cien años. El Colón enaltece la cultura argentina, su arquitectura se luce en cada detalle, sus escaleras, sus esculturas, los vitreaux, son dignos de admiración. La duración de la visita es de aproximadamente 50 minutos.

El imponente Teatro Colón

Majestuoso el Teatro Colón.

Nos espera una caminata por las glamorosas calles de La Recoleta para llegar al Cementerio de la Recoleta. Este cementerio es un museo al aire libre, por las personalidades que en él descansan, por su variada arquitectura, la calidad de las esculturas y la mayor colección de vitrales que embellecen sus bóvedas. Se puede hacer visita guiada o descubrirlo todo con un mapa muy completo que se consigue allí mismo. Si se sienten agotados y hambrientos una muy buena parada será La Biela. En el abanico de lugares clásicos de la ciudad porteña, es uno de los referentes más vivos y calificados. Recomendamos sus generosas picadas.

Cementerio de la Recoleta.

Cementerio de La Recoleta.

Después de un merecido almuerzo y unos minutos de relax nada mejor que caminar. ¿Nos vamos? Podemos tomar Avenida Figueroa Alcorta y dar un paseo por el Parque Thays, deslumbrarnos con la Floralis Genérica, hermosa escultura metálica realizada por Eduardo Catalano, o la imponente escultura de Botero, antes de llegar al Malba, espacio cultural dinámico y participativo en el que se presentan exposiciones temporarias de diversa índole y muestras de arte contemporáneo argentino y latinoamericano. Reúne pinturas, esculturas, dibujos, grabados, collages, fotografías, instalaciones y objetos de artistas desde México y el Caribe hasta la Argentina. Además, cuenta con un importante programa de cine y con una cinemateca que crece mensualmente a través de la adquisición y el rescate de films esenciales de la historia del cine. El museo también tiene un área de Literatura a través de la cual realiza encuentros con escritores, cursos, seminarios, charlas literarias y presentaciones de libros. Los martes está cerrado. Horario de 12 a 20 hs. No dejen de visitar su tienda.

Museo Malba

Museo del Malba.

Se nos hizo de noche, si estamos cansados lo mejor será tomar un taxi. En Buenos Aires la variedad de restaurants agobia. Recomendamos algunos cercanos al museo. Fervor y su parrillada de mariscos, un clásico italiano, Bella Italia o si su elección son los pescados, Nemo.

DIA 2

El primer día fue de mucha caminata, hoy podemos levantarnos más tarde. Nuestro itinerario comenzará en el Barrio de San Telmo. En primer lugar el desayuno, el día no comienza si no hubo un buen desayuno. Hoy será el turno de otro notable, Bar La Poesía. Este café literario fue creado por el poeta Rubén Derlis y sirvió de lugar de encuentro para toda la bohemia del barrio de San Telmo. En la esquina de Bolívar y Chile, con un estilo único, allí dentro uno se siente que viaja en el tiempo.

El barrio de San Telmo.

Barrio de San Telmo.

Luego visitaremos el Macba, Museo de Arte Contemporáneo de Buenos Aires, que abrió sus puertas el 1 de septiembre de 2012 y se propone ser un foro de reflexión y acceso a las distintas tendencias del arte contemporáneo. En particular a la abstracción geométrica, dada su importancia histórica local y global. Esta tendencia marca el perfil de su colección.

En San Telmo tenemos muchas opciones pero muy cerca del museo tenemos el imperdible Café San Juan. Cocina de autor, bien condimentada y sazonada. Los platos son abundantes y la carta de vinos es muy amplia.

De allí nos vamos al barrio de Palermo, el pulmón verde más grande de Buenos Aires. Podemos visitar el Museo de Artes Plásticas Eduardo Sívori donde se exponen obras plásticas argentinas de los siglos XIX y XX. Especializado en arte argentino, sus colecciones están compuestas por pinturas, esculturas, dibujos, grabados y tapices.

Si son amantes de la moda y el diseño, deben visitar la zona del Palermo Soho, donde se presentan las últimas tendencias de la temporada. Antes de perderse caminando organicen sus visitas en un mapa. Hay muchas galerías, tiendas de ropa y restaurantes y todo eso se puede hacer caminando si armaron bien su agenda. En una tarde no se puede ver todo. En las calles El Salvador, Honduras y Armenia hay muchas tiendas de ropa. También están los outlets de las mejores marcas. Una buena guía online es www.dondeenpalermo.com.ar

Palermo

Compras en Palermo.

Para la cena recomendamos Sarkis, uno de los mejores restaurants de cocina árabe- armenia. Aunque está en Palermo, funciona como un bodegón clásico, en donde hay mozos con experiencia y buenos consejos, salón grande y ruidoso, porciones enormes y buenos precios. Anímense a probar, no se van a arrepentir. Un buen consejo es hacer reserva o llegar temprano. Si son más clásicos: La Cabrera, una de las mejores parrillas de Buenos Aires. Imperdible el ojo de bife. 

Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|16:34
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|16:34
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"