914: el Porsche más raro del mundo

Porsche fabricó en la década del 60 el 914, modelo que es considerado "el patito feo" de la marca. Conocé su fabulosa historia.

Si bien cada marca cuenta con sus fanáticos, los usuarios de Porsche son una raza especial en el sentido de ser los más puristas y fieles a un modelo, como el 911 refrigerado por aire. Tal es la inmensidad del 911 que cada nueva creación que presentó Porsche que no fuese un “nueveonce” ha sido rechazado por los puristas de la marca, aun siendo autos más “perfectos” y superiores mecánicamente.

Uno de los afectados fue el Porsche 914, con el agravante que participó Volkswagen en el proyecto. Corrían los años 60 y Porsche y Volkswagen continuaban trabajando juntos en el desarrollo de nuevos modelos, ya que habían unidos sus fuerzas en la creación del mítico Escarabajo, y luego lo harían con el 914, 924 y 944. Justamente el 914 nace para reemplazar de alguna manera al VW Karmann Ghia y al Porsche 912, modelo que compartía la carrocería del 911 pero equipado con el motor VW de 4 cilindros del 356.

El resultado del 914 fue un auto muy bien logrado, con motor central, un diseño que puede o no gustar pero sin duda no pasará desapercibido, buena distancia entre ejes, techo desmontable y un bajo costo de mantenimiento. Personalmente lo considero un auto muy interesante pero que no admite opinión intermedia, te gusta o no te gusta, por algo lo llamaban “el patito feo de Porsche”, desde ya exagerado para mí entender.

Venía en varias versiones, con motor de 4 cilindros VW de 1.7c.c, 1.8c.c y 2.0c.c de 110 hp, el motor más equilibrado y la más coherente de este modelo, por la sencilla razón que el 914 se pensó como una alternativa más accesible al 911 y existía una versión 914/6, motor 6 cilindros, el mismo que equipaba al 911 T, que si bien es el más buscado y cotizado, fue muy mala su venta ya que prácticamente costaba lo mismo que un 911. No así el 4 cilindros del cual se vendieron muchas unidades en todo el mundo.

Por otro lado se fabricaron 2 unidades con motor V8 , cuatro carburadores Weber doble cuerpo y 300 Cv, y una de ellas fue un regalo para Ferry Porsche cuando cumplió 60 años y el otro ejemplar fue para el ingeniero austriaco Ferdinand Piech, nieto de Ferdinand Porsche. Como verán, “el patito feo de Porsche” quedó en familia.

¿Qué sentís?
74%Satisfacción11%Esperanza10%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre5%Indiferencia
Opiniones (2)
7 de Diciembre de 2016|06:08
3
ERROR
7 de Diciembre de 2016|06:08
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Grande harto55 es muy dificil encontrar un profundo conocedor como vos y refrescar este profundo recuerdo como los mexicanos hermanos Rodriguez demoliendo con los Porsche 917 en los sport prototipos asesinos. Un fuerte abrazo.
    2
  2. El 914 es horrible. Encima, le ponen al lado un 917 que es LEJOS el auto de carrera más hermoso y más impresionante que ví en mi vida. Ese quiero... aunque no sirva para pasear por el centro jaja. Pedro Rodríguez andará corriendo en uno bajo la lluvia a 250km/hr allá arriba. Maravilloso recuerdo.
    1