Deportes

Argentina llegó a Brasil por la puerta de atrás, y rodeada de rumores

El seleccionado argentino de fútbol que dirige Alfio Basile llegó esta tarde a Belo Horizonte pensando en el partido de mañana frente a Brasil, pero a la vez está afectada por los rumores que indican peleas internas en el grupo.

La selección de fútbol de Argentina llegó la noche de este martes a Belo Horizonte literalmente a escondidas para el partido del miércoles contra su par de Brasil, por la sexta fecha de las eliminatorias sudamericanas al Mundial de Sudáfrica 2010.

Los argentinos llegaron en un vuelo rentado al aeropuerto local y salieron por la pista evadiendo a periodistas e hinchas, para trasladarse sin tener contacto alguno hacia un hotel de la capital de Minas Gerais, en donde también entraron por las puertas del fondo para subir a las habitaciones por elevadores de servicio.

El principal objetivo según allegados es mantener blindado el plantel albiceleste de cara a este trascendental cotejo. Un fuerte operativo de seguridad acompañó a los rioplatenses desde que pusieron pie en suelo brasileño.

La presión está más centrada en el combinado brasileño tras la criticada derrota 2-0 del domingo como visitante ante Paraguay, luego de una caída histórica en amistoso ante Venezuela (2-0) en Boston. De su lado, Argentina logró un agónico empate 1-1 en casa ante Ecuador.

Así, Brasil figura ahora quinto en la tabla con 8 puntos -debajo de Uruguay que tiene igual puntaje y mejor saldo de goles-, detrás de Paraguay (13), Argentina (11) y Colombia (9).

¿Internas en Argentina?

El seleccionado argentino de fútbol llegó a Belo Horizonte pensando en el partido de mañana frente a Brasil, pero a la vez está afectada por los rumores que indican peleas internas en el grupo.

Al aterrizar el vuelo chárter que trasladó a la delegación a la ciudad, se subieron directamente al vehículo que los trasladó al Hotel Ouro Minas, y no enfrentaron a los periodistas que los esperaban en la entrada del aeropuerto.

Una vez en el lugar se bajaron del bus en el anonimato del estacionamiento, donde se los pudo observar apurados y bajando con algunas caras "largas", probablemente producto del viaje.  

Minutos después de la llegada al hotel, Juan Román Riquelme desató su bronca en conferencia de prensa por los trascendidos de una supuesta pelea con Lionel Messi, después fue el presidente de la Asociación del Fútbol Argentino, Julio Grondona, quien dejó clara su posición sobre las versiones en el lobby del hotel cuando le preguntaron sobre el tema.

Si hasta la decisión de dejar de lado a último momento a Juan Sebastián Verón, por una contractura que sufrió en el partido frente a Ecuador, fue puesta en duda por el supuesto conflicto interno.

Después de la cena post conferencia un allegado al plantel contó que los futbolistas "piensan en el clásico de mañana y nada más", aunque no negó que los rumores sobre internas no hayan sido tema de conversación en el segundo piso, donde comieron para luego dirigirse a sus habitaciones.

Seguramente esos son los motivos que llevarán a los futbolistas argentinos a resguardarse en la intimidad de los pisos 21 y 22 del hotel hasta el momento de partir al estadio Mineirao, donde el seleccionado que dirige Alfio Basile jugará mañana ante Brasil por la sexta fecha de las Eliminatorias Sudamericanas.
Opiniones (1)
7 de Diciembre de 2016|13:12
2
ERROR
7 de Diciembre de 2016|13:12
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. siempre lo mismo con esta gente loco.... siempre algo pasa si perdemos esta tarde(ni dios permita) le van a hechar la culpa a esto?? dejemosnos de joder y jguemos al futbol... en sus equipos europeos etc... son jugadores d 10 en la seleccion se pinchan todos(salvo alguno) vamos loco a transpirar la camiseta que a brasil hace tiempo no le ganamos... VAMOS ARGENTINA!!!! PD:JULIO CRUZ TE PODES IR BIEN A LA xxxxxxxxxxxxxxxxxx
    1
En Imágenes