Masacres en escuelas de EEUU: las razones de su locura

Cinco expertos opinan sobre por qué las escuelas son el escenario de tanta violencia en masa en EEUU. Los factores desencadenantes y facilitadores.

Hace unos días un joven apuñaló en Pitsburg a 19 compañeros de escuela y a un adulto. Dijo que él mismo quería morir, pero no lo consiguió, como sí lo consiguieron (por mano propia o por las fuerzas de seguridad) casi todos los protagonistas de masacres en los últimos 30 años de historia de EEUU. Por suerte, tampoco logró que alguien más muriera.

El caso nos trae al presente una larga lista de hechos de violencia con personas que toman la decisión de aniquilar a quienes los rodean. El fenómeno de este tipo de violencia adquiere, en el país del Norte, dimensiones hollywoodenses y conmueven al mundo. Pero a pesar de ello, de las víctimas fatales y de los heridos que perdieron capacidades corporales o mentales debido a estos ataques masivos, no han conseguido normas que impidan su continuidad ni acciones suficientemente fuertes como para generar un dique de contención.

En EEUU tener un arma es un derecho constitucional y nadie piensa en cambiar la Constitución aunque se esté desangrando e país entero por la vigencia de ese derecho 200 años después de instituido en otro mundo, en otro planeta.

Un estudio difundido por el portal estadounidense Motherjones.com y replicado en español por MDZ, dio cuenta que en los últimos 30 años se produjeron en ese país 67 masacres. De las 143 armas utilizadas para matar y herir, más de tres cuartas partes fueron obtenidas legalmente. Según MotherJones.com, "el arsenal incluye decenas de armas de asalto y pistolas semiautomáticas con cargadores de gran capacidad".

De acuerdo con la investigación, "más de la mitad" de las masacres tuvieron como escenarios escuelas, universidades (12) o el lugar de trabajo del tirador (20 casos). Unos 30 hechos tuvieron lugar en centros comerciales, restaurantes, edificios gubernamentales y religiosos.

Dana Sánchez Quist vive en Miami y es miembro de la prestigiosa organización “Marcha del Millón de Madres” (foto)que, durante el gobierno de Bill Clinton, se plantó en Washington para reclamar por la muerte violenta de sus hijos debido a lo fácil que resulta conseguir armas de fuego.

Su reflexión para MDZ fue más que breve, pero resulta toda una definición. Se refiere al caso del joven que apuñaló a 20 personas en Pitsburg y dice: “Gracias a Dios este chico no tenía un arma de fuego.  De ser así, tendríamos 20 niños muertos en la comunidad”.

Las escuelas: escenarios de terror

¿Por qué en las escuelas, en los campus universitarios? El psicólogo y autor de una decena de libros en torno a la violencia escolar, Alejandro Castro Santander (foto), sostiene que, desde su punto de vista, los que activan su bronca en esos escenarios lo hacen “por la magnitud del daño, por el número y por violentar lo más sensible a la sociedad: los chicos”.

“En sociedades enfermas, donde no sólo los psicópatas abundan, el violento por lo general busca debilidades para atacar y las escuelas siguen siendo instituciones muy vulnerables donde es posible hacer mucho daño”, opina desde Rosario, en donde está dictando unas conferencias a pesar de su residencia permanente en Mendoza.

Y agrega Castro Santander que “si bien los motivos para los ´tiradores escolares´ o los que utilizan armas blancas, son diversos, hay un elemento en los casos estudiados en EEUU que se repite, la ´idea suicida´. En sus mentes está la seguridad que en las escuelas o universidades hará mucho daño, antes de que las fuerzas de seguridad los maten o ellos mismos lo hagan”.

Desde el lugar de los hechos

En la búsqueda de una razón a tanta locura, Andy Pelosi (foto), director de la organización Gun Free Kids (“pibes libres de armas”) habló brevemente con MDZ sobre lo que está sucediendo en su país.

“Muchos de los jóvenes perpetradores han tenido problemas sociales o mentales y no han recibido la ayuda que deberían tener”, argumenta Pelosi desde Nueva York, en donde se encuentra dirigiendo la entidad de alcance nacional en su país.

Pero hay un “pero”. Pelosi –que lleva años trabajando por alejar a los más jóvenes del peligro que implica la tenencia doméstica de armas de fuego y que tiene 25 mil seguidores en su ONG- indica precisamente un nudo del problema estadounidense: “No hay dudas de que si los niños y jóvenes no tuvieran acceso fácil a las armas de fuego en sus hogares , esas condiciones no tendrían consecuencias tan devastadoras”.

En cada punto de los EEUU se ha registrado algún caso conmovedor. Probablemente, al presidente Barack Obama le haya tocado dar la mayor cantidad de “pésames” a los familiares de las víctimas y, a la vez, intentar la mayor cantidad de reformas (y las propuestas más profundas) a la legislación que facilita que cualquiera pueda acceder a un arma y a balas con poder de matar sin freno. Pero no ha conseguido cambios sustanciales, a pesar de haberlo prometido y de haber abierto el debate como nunca nadie antes lo hizo.

Los factores sociales en la mira

Para Ana Yancy Espinosa (foto), la familia, la práctica religiosa y el contexto tienen una influencia en los jóvenes que, cuando se rompe, termina por afectarlos individualmente. No concluye con éxito su “socialización”, sostiene desde San José de Costa Rica, su lugar habitual de residencia, aunque ha recorrido el mundo (literalmente) con su tarea como coordinadora de proyectos de la Fundación Arias para la Paz y el Progreso y en Redcepaz, la Red Centroamericana para la Construcción de la Paz y Seguridad Humana.

Espinosa indica que “mucha de la violencia social de la cual somos testigos cotidianos en el residencial, en la vía pública, en los diarios es producto de la crisis de la socialización”. Por ello, dice, “no es de extrañar, que aproximadamente un 60% de la violencia que produce los homicidios, por ejemplo, se genere en los espacios de confianza: entre familiares, amigos y gente que se conoce”.

Al referirse al caso estadounidense, en donde los espacios públicos que deberían ser más protegidos e impolutos son el centro de la violencia más cruel, Espinosa opina que “en todas las sociedades, aún las más avanzadas existen cuotas de criminalidad común, nosotros omitimos reconocer que la violencia está en nuestro entorno cercano y que quienes nos pueden hacer daño, son aquellos en los que confiamos”.

Donde hay armas, hay problemas

Rebecca Peters es periodista y abogada y muy famosa en su Australia. Allí lideró una campaña en contra de la tenencia de armas de fuego y consiguió recolectar y destruir 700 mil armas de fuego. Presidió una organización mundial, Iansa (International Action Network on Small Arms, con sede primero en Nueva York y luego en Londres) y ahora es consultora en la materia.

Nos atiende vía Skype desde Guatemala, en donde se encuentra.

Y reflexiona: “El problema fundamental es la fácil disponibilidad de las armas de fuego, especialmente las armas semiautomáticas que son diseñadas para matar a muchas personas en poco tiempo”.

Peters afirma que, “además, hay una mentalidad muy prevalente en los Estados Unidos que refleja lo que ven en las películas: la narrativa  del individuo valiente que se venga contra el grupo. Y son las armas semiautomáticas que te permiten realizar esa fantasía”.

Opiniones (2)
23 de octubre de 2017 | 09:25
3
ERROR
23 de octubre de 2017 | 09:25
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Totalmente de acuerdo con noimporta, lo que plantea creo que son las causas fundamentales, la facilidad de obtener armas, es secundario, ya se vio que si no es con armas, igual lo hacen con un cuchillo...
    2
  2. De la exclusión, del bullying, de la falta de oportunidades, de la absurda competitividad, del capitalismo salvaje, del "tener" por sobre todas las cosas, de la obligación a ser exitoso, de la "falta de Estado", de todo eso ni hablamos ¿no?. Es mucho mejor echarle la culpa a la facilidad para comprar armas. Que el sistema sea una mierda no tiene ninguna relevancia. Que se tengan que drogar desde pibes para poder soportar el "exitismo" obligatorio, lo hablamos después, ¿no es cierto?. AVESTRUCES.
    1
En Imágenes
Elecciones legislativas 2017
23 de Octubre de 2017
Elecciones legislativas 2017
Wildlife Photographer of the Year 2017
18 de Octubre de 2017
Wildlife Photographer of the Year 2017