Esta es la prueba en Mendoza a la irresistible Vespa 2014

El Scooter con onda retro más top del mercado no pierde su encanto, diseño y funcionalidad. Te mostramos al modelo italiano en un test drive por ruta y calles de Godoy Cruz y Ciudad. Imperdible.

Práctica, hermosa, con estilo, con historia, exclusiva, son adjetivos que perfectamente pueden utilizarse para describir a la Piaggio Vespa LX 150 que Cuyomotor probó en Mendoza, junto al concecionario Pueyrredón Motos.

¿QUIÉN ES? Piaggio Vespa LX 150

¿QUÉ ES?
Son muchas las palabras que podríamos usar para describirla y es que, como todas resurrecciones de vehículos clásicos, la Vespa de Piaggio despierta tantas sensaciones como conductores tenga. ¿Pero qué es esta pequeña moto además de una marca?

¿QUÉ MOTORIZACIÓN TIENE? Empecemos por los datos más fríos. Se trata de un scooter con motor monocilíndrico de 150 cc, alimentado por inyección electrónica que eroga 11,6 cv. La transmisión es automática tipo CVT, con embrague centrífugo y se conecta con el piso mediante neumáticos 110/70 de 11 pulgadas adelante y 120/70 de 10 pulgadas atrás.
El freno delantero utiliza un disco de 200 mm mientras que el trasero es a tambor de 110 mm. El conjunto completo alcanza los 95 km/h con un consumo promedio entre 2,5 a 3 litros cada 100 km.

¿CUAL ES SU HISTORIA? Pero no son estos números los que nos van a decir que es una Vespa. Para entenderlo, tenemos que volver al año 1946, apenas finalizada la Segunda Guerra Mundial. El empresario Enrico Piaggio quería fabricar un vehículo de bajo costo, bajo consumo y facil manejo, para darle movilidad accesible al pueblo italiano.


El ingeniero aeronáutico Corradino D'Ascanio, inspirado en los aviones de la época, fue el responsable del proyecto. Ubicó un compacto conjunto de motor/transmisión junto a la rueda trasera y le dio forma de tren de aterrizaje a la rueda delantera. Según cuenta la leyenda, Piaggio al verla exclamó “bello, mi sembra una vespa” (bonita, me recuerda una avispa) y quedó bautizada la motocicleta que daría origen a todo un genero de vehículos de dos ruedas: La motoneta.

¿DÓNDE LA PROBAMOS?
La testeamos en Godoy Cruz, Ciudad y por Acceso Sur. La sensación que produce manejarla es directamente proporcional al cúmulo de historia que acompaña el nombre. Para recibir nuestra dosis de leyenda en dos ruedas, basta con sentarse, introducir la llave en el tambor de encendido y ponerla en contacto. Luego tocamos el botón de encendido y el motor arranca de inmediato, con un sonido ronco los primeros segundos hasta que el sistema de cebado automático deja de actuar, y luego con un ronco y agradable ronroneo.

SENSACIONES DE CONDUCCIÓN
La suave vibración es quizás hasta intencional, mientras este regulando el motor parece el mismo de hace 60 años. Subimos los pies a la moto y damos gas al acelerador, para ver cómo desaparecen las vibraciones para dejarle lugar a una sensación de confort y seguridad.

Los casi 12 caballos de la moto, combinados con la transmisión automática, hace que conducirla sea terriblemente fácil, muy práctico en ciudad y asombrosamente divertido. Alcanza rápidamente los 60 km/h y si las condiciones lo permiten, antes de darnos cuenta ya estamos rayando los 95 de máxima que da el modelo.

Es una moto totalmente urbana, pensada para desplazarse en ciudad y no para salir a las rutas, y es allí donde se siente cómoda y se aprovecha. La maniobrabilidad es muy buena para tratarse de un scooter, y si bien no vamos a poder hacer proezas de manejo como las de Valentino Rossi, si vamos a encontrarnos con una moto muy versátil, con excelente frenada y muy buena aceleración, muy estable y tan cómoda como un sillón de living..

Quizás el aspecto menos atractivo está fuera de la moto misma, y es el precio. Entre 70 y 80 mil pesos cuesta una de estas joyas italianas, pero si lo que queremos es movernos por la ciudad en una moto que sea mucho más que una moto, la Vespa Lx 150 vale cada peso de los que cuesta. Como sucede con los autos, los gustos tienen su precio y en este caso la marca "Piaggio Vespa" pesa.

¿QUÉ DISTINGUE SU DISEÑO?
En cuanto a la practicidad del diseño destacamos que trae una guantera mediana bajo el manubrio, un práctico gancho cuelga bolsas delante del asiento y un espacio algo pequeño para guardar un casco debajo del asiento. Hicimos la prueba y un casco integral normal no cabe, solo podemos poner cascos tipo “jet” sin mentonera como los que el fabricante vende especialmente para la moto.

Mirá la galería FOTOS y los RIVALES de la Vespa

Por último, vamos a hablar de la estética de esta Vespa Lx 159 y en este punto hay que ser honestos y precisos: la moto es hermosa. El asiento tapizado en cuero, el color pleno y brillante, la cantidad justa de cromados, las curvas justas. Hermosa. No pasan más de 5 minutos antes de que algún transeúnte mire asombrado a la pequeña Vespa, que esquiva coches y baches por las calles de cualquier ciudad.

Esta belleza puede acompañarse por los accesorios que la marca comercializa especialmente para estos modelos, y que van desde cascos, pasando por parrillas y baúles, hasta llegar a ropa e indumentaria. Toda una Boutique con la marca impresa para lucir junto con esta Vespa que, tranquilamente, puede calificarse como “moto de vestir”.

Consultá más notas de la sección de motos con precios, lanzamientos y novedades

Opiniones (1)
9 de Diciembre de 2016|06:49
2
ERROR
9 de Diciembre de 2016|06:49
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Mi abuelo tuvo una vespa... Todavia hay una foto enmarcada del dia en que la hizo rodar por primera vez en España....
    1