Los homicidios han aumentado y las principales víctimas son jóvenes

Un estudio de la Fundación Consenso ratifica que, en estos seis meses, los homicidios aumentaron más de un 30 por ciento en relacion a 2007. Y que las protagonistas fatales son jóvenes entre 14 y 35 años. La investigación también critica el papel insuficiente del Estado.

Según un estudio de la Fundación Consenso, han ocurrido 67 homicidios en lo que va del año, lo que equivale a un aumento de más del 30 por ciento en relación a 2007. En este contexto, lo que también llama la atención es otro dato significativo: las principales víctimas de esta violencia extrema son jóvenes, principalmente, la franja vulnerable entre 14 y 35 años.

Estos datos aparecen en una semana donde la cuestión seguridad ha aparecido de modo crucial en la perspectiva de los mendocinos, tras cumplirse la fecha de vencimiento de la promesa electoral de Celso Jaque. En un panorama más amplio, también es preciso considerar las estadísticas ofrecidas por el Poder Judicial, donde se nota un incremento de los delitos graves denunciados en las oficinas fiscales.

El estudio de la fundación que preside la senadora Marita Perceval también ratifica los datos aportados por la Justicia en la comparación de los homicidios ocurrido en Mendoza en la primera mitad del año, comparándolos con los del año anterior.

Así, mientras en el primer semestre de 2007, se registraron 50 víctimas fatales, en lo que va del presente año ya se ha superado esa cifra. Los 67 homicidios hacen que estos hechos hayan aumentado un 34 por ciento entre los períodos comparados.

Pero lo que da más significado a estos números desprovistos de historia y drama individual, es que del total de homicidios, el 70 por ciento de los mismos tiene como protagonistas fatales a los jóvenes entre 14 y 35 años.

Para más características: según los datos, la tendencia está marcada por jóvenes víctimas que viven en zonas urbanas, que no estudian ni trabajan, que tienen un cierto consumo de drogas, que han pasado por lo menos una vez por el Sistema de Responsabilidad Penal Juvenil –ex Cose-.

Estos datos en la provincia se corresponden con la tendencia que se registra en América Latina, donde las principales víctimas han sido hombres jóvenes, y casi el 70 por ciento tenían entre 15 y 19 años de edad.

"Ajustes de cuentas"

La investigación también se ha enfocado en las muertes ocurridas al cometerse un delito. Un detalle particular, que suele ser lugar común en la información de las crónicas policiales, es que un 28 por ciento de los homicidios fueron encasillados como “ajuste de cuentas”.

Si comparamos este apartado respecto del año pasado, acá también se han incrementados los porcentajes: las muertes por “ajustes de cuentas” aumentaron un 40 por ciento. A éstos, le siguen los homicidios en riña.

También es significativo conocer que, en más del 70 por ciento de los homicidios, las víctimas conocían a sus victimarios.

El fracaso del Estado 

Ante este panorama, para Marita Perceval, estos delitos de extrema violencia no pueden obsevarse fuera de un contexto social, político y económico. “El fracaso del Estado es el que construyó este final fatal”, aseguró la senadora de manera tajante.

Y es que la lectura que desde Consenso han realizado sobre los resultados del estudios, obligan a pensar no sólo las políticas de seguridad, sino también las sociales y educativas. Sobre todo, si consideramos que este tipo de violencia está vinculado al proceso de empobrecimiento y de desigualdad en toda la región, y Mendoza no ha sido ajena a esto.

“Estas 67 víctimas son 67 historias de vida. Ahí el Estado y la comunidad deberían haber estado presentes, para evitar estas muertes”, expresó la senadora.

“Estos jóvenes, ya sean víctimas o victimarios, no nacieron malos”, explicó Perceval, para agregar que “lo que hubo fue un fracaso tras otro del Estado y una indiferencia de la sociedad frente a situaciones que nos tendrían que haber llamado la atención”.

“Por ejemplo, las tres causas principales de homicidio tienen que ver con violencia familiar, y en todos estos casos, ha existido una denuncia previa”, afirmó la legisladora de la Concertación.

Además, vinculó la violencia con otro tipo de fenómenos sociales, como “la penetración de las drogas y la circulación de armas ilegales”. Pero inmediatamente, Perceval hizo una salvedad: “Que quede claro que la pobreza no genera delito, pero la violencia extrema derrama inseguridad”. 

Opiniones (1)
19 de octubre de 2017 | 16:13
2
ERROR
19 de octubre de 2017 | 16:13
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. TRABAJA Y HABLA MENOS
    1
En Imágenes
Wildlife Photographer of the Year 2017
18 de Octubre de 2017
Wildlife Photographer of the Year 2017
Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
17 de Octubre de 2017
"Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México