Las mejores Harley de Sudamérica invaden Mendoza

Mirá las mejores motos que durante el fin de semana largo ruedan por Mendoza. Modelos impresionantes, ediciones limitadas y personalizadas de distintos puntos del país y el exterior ¿Dónde verlas?

Nuestra provincia vive un fin de semana de rugido de motores y grandes máquinas en dos ruedas con el “Décimo Octavo Encuentro Internacional Harley-Mendoza”, todo un clásico de fines de marzo que se realiza desde 1997 en forma consecutiva.

Arrancó el jueves al mediodía, con las hermosas y exclusivas motos estacionadas frente al hotel Hyatt, en Plaza Independencia y con la acreditación de más de 500 motoqueros llegados de distintos puntos de la Argentina y de países vecinos como Chile, Brasil y Uruguay, entre otros.

Hubo cena de bienvenida en el hotel, recital en un escenario montado en la Plaza , y luego continuaron a recorrer rutas que los llevan a Lavalle y con programas con recorridos por paisajes rurales de montaña, asados, competencias de destrezas y festejos, hasta este domingo cuando termina oficialmente el evento, pero muchos de los participantes aprovecharán para pasear con sus Herley por Mendoza, en víspera de Feriado Nacional.

Ana Rodríguez, de la organización, contaba que el sábado se destaca la actividad en el Aeródromo de Rivadavia, donde los participantes harán juegos de destreza y “como todos los años contaremos con el prestigioso Bike Show, y por supuesto el nuevo clásico de las Picadas”. “El objetivo general es pasar un buen momento, junto a compañeros y amigos que sienten la misma pasión por estas motos, también de conocer la provincia; ya que muchos no siempre tienen la posibilidad”.

TESTIMONIOS EN DOS RUEDAS

Bernardo Pedroza, que llegó desde Villa María Córdoba, contaba a Cuyomotor: “Vengo a disfrutar de los paisajes y de la compañía de amigos”. Sobre la máquina que pilotea, detalla: “Es una Big Twin Classic, la conseguí en la Ciudad de Rosario después de buscarla por mucho tiempo, por fin pude tenerla el año pasado, ya que hacía mucho que quería este modelo”.

Mirá toda galería con las mejores FOTOS del encuentro

Ricardo Lima, llegaba desde San Pablo Brasil
en su Harley y nos contaba: “Tengo una Ironhead, me gusta mucho este modelo de moto, ya que es muy potente”. Otro brasileño, Joao, contó que salió hace 10 días desde Río de Janeiro con un grupo que recorró unos 4 mil kilómteros y antes de llegar a Mendoza pasaron por Córdoba y también cruzaron la Cordillera para conocer Chile.

Finalmente un porteño, Alejandro Zacheo (Ezeiza), confió: “Me emociona mucho, ya que yo vine el año pasado y la pasé muy bien, entonces pensé en venir de vuelta; además soy un viajante que recorre caminos y busca nuevas experiencias”.

Este ambiente tan especial se vive durante el fin de semana en pleno centro mendocino, en calle Chile y Sarmiento, ya que la mayoría se aloja en el Hotel Hyatt que se ha reservado casi por completo para este evento Harley. Quien quiera ver estas motos soñadas sólo debe acercarse sin más protocolo.

Opiniones (4)
7 de Diciembre de 2016|16:58
5
ERROR
7 de Diciembre de 2016|16:58
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Veo que varios foristas tienen la misma impresión que la mía. Cabe preguntarse qué pasaría si nuestros autos hicieran el mismo ruido que venimos soportando estos días. Es evidente que estas motos no funcionan bajo la normativa que rige en la provincia. Otro caso de extranjeros que vienen a nuestro país a hacer lo que no pueden en los suyos.
    4
  2. Me encanta como la policia y las autoridades les tienen tanto miedo que miran para otro lado, son boludos con guita que pretenden hacer lo que se les canta y lo pero es que lo logran...anda a contestarle o putear a un boludo de transito a ver que te pasa... monos con poder.
    3
  3. otra ves sufriendo con estos imbeciles mal vestidos y pendejos no crecidos, imberbes que me matan con el ruido todo el fin de semana, es una caga.. vivir en el centro cuando vienen todos juntos, para colmo dejan siempre algunos estupidos que los idolatran y siguen haciendo ruido con una municipalidad que mira sin hacer nada, pasados de decibles, y acelerando frente a los ojos y oidos atonitos de una policia municipal que solo mira con envidia, el resto de los mortales que se la banquen.
    2
  4. Realmente mis oídos sufrieron la agrecion de esas motos. Me gusteria que la reunión próxima la hicieran en la luna
    1