Wok de camarones, verduritas y arroz

Esta receta que muchos llaman "chaw fan" es una excelente alternativa para variar el menú en casa y, acompañada con salsa de soja... ¡Un éxito garantizado!

Recibí nuestro Newsletter
Recibí la mejores recetas e ideas de cocina, descuentos e invitaciones a restaurantes.


•
 4 huevos
• sal y pimienta
• 4 cucharadas de mirin (opcional)
• cantidad necesaria de aceite de girasol
• 2 cebollas grandes
• 2 zanahorias
• 400 gr de camarones
• 2 tazas (de las de té) de arroz de grano largo y fino
• 4 tazas de agua hirviendo
• 2 cebollitas de verdeo
• 2 cucharadas de semillas de sésamo tostadas

 

Para preparar nuestro plato, en primer lugar vamos a cocinar el arroz. Es importante utilizar el arroz de grano largo y fino ya que contiene menos almidón. Así vamos a obtener un arroz menos aglutinado, es decir,  más “sueltito”, ideal para la receta que queremos realizar.



Se vierte el arroz en una olla junto con el agua y un poco de sal. Se lleva a fuego máximo, destapado, hasta que rompa el hervor. En ese momento, se baja el fuego al mínimo, se tapa la olla y se deja cocinar por 20 minutos sin revolverlo en ningún momento.

Pasado ese tiempo, se destapa la olla (con mucho cuidado ¡porque el vapor quema!), se verifica que esté bien cocido y se reserva para más adelante.

Se pican las cebollas y las zanahorias en brunoise (es decir, en cubitos muy, pero muy chiquititos). Para que te des una idea, el tamaño de los cubitos tiene que ser similar al del grano de arroz. Si te resulta muy difícil hacer este corte a mano, podés usar una procesadora, cuidando que los vegetales no se conviertan en puré. Aparte, se corta la cebolla de verdeo (parte verde y parte blanca) en rodajitas finitas. Una vez listas, se reservan.

Se vierten los huevos junto con el mirin y media cucharadita de sal en un bol y se baten ligeramente con un tenedor. Se calienta el wok (sartén, olla, etc) a fuego máximo y se colocan en el mismo dos cucharadas de aceite y, una vez que esté caliente, se agregan los huevos batidos. Inmediatamente se revuelve bien para que se vayan formando hebras de huevo cocido como las de un huevo revuelto pero más chiquititas y secas.



Aquí hay que tener un poquito de paciencia para lograr que los trocitos de huevo queden chiquitos, lo ideal es presionar el canto de la cuchara contra las paredes del wok, ya que esto ayuda a que el huevo se rompa y se formen las hebras. Una vez listas se pasan a un bol y se reservan calentitas.

En el mismo wok, se agregan dos cucharadas más de aceite, se añaden cebolla y la zanahoria y se saltean brevemente. 

Se incorpora el arroz revolviendo permanentemente con un tenedor para que los granos se separen unos de otros y se mezclen bien con el resto de los ingredientes, y se condimenta con sal y pimienta a gusto.

Una vez que la preparación está lista, se incorpora la cebolla de verdeo, los camarones, las hebras de huevo, se saltea todo nuevamente y se sirve espolvoreado con las semillas de sésamo tostadas.

Te recomiendo que sirvas este plato acompañado por un cuenco con salsa de soja para que los comensales le agreguen a gusto. En caso de que elijas esta opción, no sales demasiado el chaw fan. ¡Éxitos!

Fotos: Diego Bianchi

• El arroz de grano largo y fino, es el arroz que se utiliza con mayor frecuencia en los hogares. Hay de distintas marcas. Al comprarlo, es fundamental que verifiques que sea de grano largo y fino y ¡ojo!, nada de comprar esos arroces que jamás se pasan porque a esta receta no le quedan nada bien...

• El mirin es un vino de arroz muy utilizado en la cocina asiática. Se consigue en "Alta Cocina".

• Tostar las semillas de sésamo es bastante simple, pero hay que cuidar algunos detalles. Te cuento cómo se preparan: se colocan en una sartén sin aceite, ya que las semillas de sésamo poseen sus propios aceites esenciales, que son los que al tostarse, adoptan un sabor riquísimo. Se llevan a fuego mínimo y se revuelven constantemente hasta que adquieran una tonalidad dorada suave. Que no se doren de más ni se quemen ¡porque se ponen amargas! Una vez listas, se dejan enfriar y se conservan en frascos bien cerrados en la alacena.

• Para preparar este plato lo ideal es contar con un wok, ya que por su forma permite una cocción más rápida y pareja. Sin embargo, si no tenés uno, lo podés preparar perfectamente en una sartén amplia o en una olla.

• Podés usar el chaw fan como guarnición, eliminando los camarones de la receta, buena idea ¿no?

MASTER SUSHI (Curso de sushi avanzado)

 ¡Si ya sabés hacer sushi, no podés perder esta oportunidad de volverte un experto! 

Fecha y hora: Martes 25 de marzo de 18:00 a 22:30
Prepararemos: Gheishas-Hot roll de queso mozarella y salmón ahumado-Roll con langostinos crocantes, cubierto en palta y salsa de maracuyá-Roll con salmón y crocante de corn flakes- Philly roll con salmón rosado, palta y salsa de sésamo-Tamago roll con crujiente de batatas y salsa de miel.

Para inscribirte o recibir más info escribinos a: mariaurrutigoity@yahoo.com.ar


 

Opiniones (0)
25 de septiembre de 2017 | 12:59
1
ERROR
25 de septiembre de 2017 | 12:59
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"