Deportes

Avellaneda recibe con temor a los barras de River

Los Borrachos del Tablón y su guerra, más los conflictos que se viven actualmente en Racing, paralizan la atención de todos los organismos de seguridad. Más de mil efectivos policiales custodiarán mañana el clásico más añejo del fútbol argentino.

“La batalla de los quinchos”, “la guerra del playón”, el asesinato de Gonzalo Acro y el enfrentamiento del miércoles pasado en el supermercado de Vicente López, son los antecedentes con los que Los Borrachos del Tablón, la barra brava de River, llega este domingo a la ciudad de Avellaneda.

Y si a eso se le agrega que Racing “está en llamas”, con marchas, protestas y la interna de su barra brava también latente, porque si bien hay un grupo que hoy maneja sin problemas la tribuna, la denominada Guardia Imperial, la otra fracción (los del Morro) está con ganas de volver a ocupar el lugar que supo ostentar.

Por todo eso, este domingo en Avellaneda habrá más de mil personas vinculadas al operativo de seguridad, de los cuales 950 serán efectivos de la policía de la provincia de Buenos Aires.

“Sabemos que tendremos muchos focos de conflicto, pero estamos tranquilos porque está todo controlado. La lista del derecho de admisión no abarcará sólo a los 38 barras de River que tenemos anotados, sino a todos los que tengan antecedentes con hechos de violencia en el fútbol”, le dijo este sábado a Télam fuentes del Coprosede.

De todos modos, hay temor en Avellaneda porque en River se comenta que podría haber un nuevo encontronazo entre Los Borrachos del Tablón, porque el grupo de Palermo, ligado a Alan Schlenker, buscaría retomar el poder de la tribuna, que el miércoles pasado recuperó en el estadio Monumental Adrián Rousseau.

Para eso, desde las 12 del mediodía nadie sin su entrada correspondiente podrá ingresar al estadio de Racing. Habrá vallas a 200 y 300 metros del estadio Presidente Perón.

Los simpatizantes de River ingresarán por la esquina de las calles Alsina y Colón, y mientras que los de Racing lo harán por la calle Italia.

En todos la zona de controles policiales habrá efectivos con el listado de barras de ambos clubes con prohibición de ingresar a la cancha y también se utilizará el sistema del “morpho touch”, que a través de las huellas digitales determina si la persona a la que se lleva a cabo tiene antecedentes policiales.

Además, habrá controles de alcoholemia, perros antidroga, un helicóptero y dos cacheos previos antes de ingresar a la cancha de Racing, según le confirmaron a Télam desde el Coprosede.
En Imágenes