Deportes

Serena se fue de Australia por lesión

La norteamericana debió abandonar el torneo de manera prematura, ante los pronósticos.

Al igual que en los dos últimos años, la estadounidense Serena Williams, lesionada en la espalda, dijo adiós prematuramente en el Abierto de Australia al caer derrotada este domingo por la serbia Ana Ivanovic, en la mayor sorpresa hasta ahora del torneo.

La actual número uno mundial buscaba su sexto título en Australia (tras los obtenidos en 2003, 2005, 2007, 2009 y 2010), pero desde su última victoria hace cuatro años acumula las eliminaciones prematuras.

En 2011 no participó por lesión, en 2012 fue eliminada en octavos por la rusa Ekaterina Makarova y el año pasado dijo adió en cuartos tras perder con su compatriota Sloane Stephens.

Afectada por una lesión en la espalda, de la que sólo habló tras confirmarse la derrota ante Ivanovic, Serena perdió por 4-6, 6-3 y 6-3 ante la serbia, número uno en 2008 y que no jugaba tan bien como lo está haciendo en Melbourne desde hacía años.

Pese a que Serena trató de minimizar la influencia de la lesión en su derrota y de que alabó el juego de su rival, el tenis mostrado este domingo por la estadounidense estuvo lejos de su mejor versión, mostrándose muy lenta en sus desplazamientos e imprecisa en sus golpes (31 errores no forzados y sólo 22 golpes ganadores, por 33 de Ivanovic).

"Quizá no me estaba en mi mejor forma físicamente, pero Ana ha jugado muy bien y no quiero aprovecharlo (la lesión) como excusa", declaró tras el partido la menor de las hermanas Williams.

"No sé qué tengo en la espalda, dura desde hace unos días. Sólo necesito unos días de reposo y desgraciadamente no tengo este lujo en un torneo del Grand Slam", añadió.

La eliminación de la estadounidense es la gran sorpresa hasta ahora del torneo femenino, sobre todo, porque domina a placer el circuito WTA desde hace casi dos años.

Desde su derrota el año pasado en Australia, Serena sólo había perdido tres de los 80 partidos disputados, y dos de ellos fueron ante la bielorrusa Victoria Azarenka, número dos mundial y ganadora en Australia en las dos últimas ediciones, por lo que se perfila ahora como la gran favorita para sumar un nuevo Grand Slam a su palmarés.

Serena acumulaba 25 victorias consecutivas y parecía firme candidata a sumar su 18ª victoria en uno de los cuatro grandes, lo que le habría permitido igualar a dos mitos del tenis como Chris Evert y Martina Navratilova.

Ivanovic, que nunca le había ganado un set a Serena en sus cuatro enfrentamientos precedentes, aprovechó la ocasión de su vida, en lo que puede ser su resurrección en el circuito femenino.

Desde su victoria en Roland Garros en 2008, sólo había alcanzado los cuartos de final de un Grand Slam en el US Open de 2012.

Su fragilidad mental le había hecho perder la confianza en su juego, lo que le llevó a caer al puesto 65 de la WTA en julio de 2010, después de haber sido número uno del ránking.

"Es una victoria increíble. He trabajado muy duro y he tenido la recompensa", declaró la serbia, de 28 años y finalista en Australia en 2008.

La serbia, sin embargo, no quiere pensar aún en grandes resultados: "Mi único objetivo es tratar de mantener este nivel y dar lo mejor de mí cada partido. Hay rivales duras y peligrosas en cada ronda".

En cuartos, Ivanovic se enfrentará a la canadiense Eugénie Bouchard, de 19 años, que derrotó a la local Casey Dellacqua en tres sets, por 6-7 (5/7), 6-2 y 6-0.

La china Na Li, cuarta favorita de la prueba, derrotó a la Rusa Ekaterina Makarova por 6-2 y 6-0 y jugará otro cuarto contra la italiana Flavia Pennetta, que eliminó a la alemana Angelique Kerber (GER/N.9) en tres mangas, por 6-1, 4-6 y 7-5.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó10/10
Opiniones (0)
4 de Diciembre de 2016|19:25
1
ERROR
4 de Diciembre de 2016|19:25
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016