Guía de supervivencia para argentinos con paro en el campo

Qué pasaría si desde el campo no nos llega más comida, si esto sucediera las ciudades se verían seriamente comprometidas. En un blog, el conflicto del campo se tomó con un poco de humor también.

En el blog "Podeti" de diario Clarin,  surge una interesante propuesta ante el supuesto de que desde el campo no se mande más comida a las ciudades, en el mismo se sugiere poner en marcha un plan de "autoabastecimiento de emergencia". A continuación le mostramos algunas de las propuestas para la provincia de Buenos Aires:

LÁCTEOS: Se realizará un relevamiento de vacas en la ciudad para su posterior ordeñe; la Facultad de Agronomía y Veterinaria puede ser un yacimiento posible, aunque habría que ver si no están enfermitas las pobrecitas. Otros yacimientos posibles: la Exposición Rural, la vaquita de la propaganda de Milka, si es que no murió como reza la leyenda urbana, y la clonación de las vacas embalsamadas de los parrillones para turistas.

Como plan “B”, se evaluará la posibilidad de ordeñar los “animales tipo vaca” del zoológico (el búfalo, el asno siberiano, el Bambi, el canguro) y qué tan bien quedan sus posibles derivados (el queso de Bambi debe ser un delicatessen). Por último, el plan “C” contempla el ordeñe de todas las yeguas del hipódromo, mateos de Palermo, ponys para sacarle fotos a los pequeños y de transporte de cartoneros. Se recomienda su uso para yogur, tal como consumía el ejército tártaro de Gengis Khan (lo que les otorgaba su fuerza sobrehumana).

PLAN MENDOCINO LÁCTEO: Recurrir a la leche de cabra  o alternativas que quedarán a criterio de los ingeniosos.

CARNE: Como las escasas vaquitas y sucedáneos estarán abocadas en su totalidad al rubro lácteo, se recomienda el sacrificio de todos los animales machos de todas las especies posibles (dejando un ejemplar macho para reproducción, en lo posible que sea bastante vigoroso y picaflor). Las especies a consumir incluirán desde los animalitos del Zoo (como día por medio siguen apareciendo especies nuevas no habría problema) a los perritos de toda la ciudad, especialmente el rottweiler del vecino que pide un sacrificio a gritos. Los churrascos y las bolas de lomo de estas bestias serían testeados por un equipo de gourmets encabezado por el Dr. Baralt, mientras que su sacrificio se asignaría a la gente mala, que, como todos sabemos, en grandes las ciudades está lleno.

PLAN MENDOCINO DE CARNES: Los pericotes serían una buena alternativa, sería bueno prenguntarle a Nilo González el pronóstico del tiempo y saber cuándo lloverá, así los caza pericotes sólo deberían sentarse  y esperar que salgan de sus escondites. El factor sorpresa es vital.


POLLO:  Se incluirá en el concepto de “pollo” a todos los cisnes y patos de los lagos de Palermo, lo mismo que a palomas del Congreso (cuya desaparición, por otra parte, permitirá un excedente del maíz pisingallo que venden en la zona), cotorras, gorriones y especialmente esos pajaritos que cantan a la madrugada cuando volvés de una juerga (o por lo menos así recuerdo, porque para ser sinceros de un tiempo a esta parte si no me tomo la sopita y a la cama a las 8 y media de la noche no sirvo para nada). Nuestros jóvenes, agradecidos. Plan B: Ratas (de gran abundancia a lo largo y ancho de la ciudad) y coypos de Palermo también se incluirán en este rubro, ya que todo el mundo dice que tienen gusto a pollo.

PLAN MENDOCINO DE POLLOS O AVES: Convocar a los sacerdotes Jesuitas, que antes espantaban las palomas, trabajar con ellos para que ahora traten de lograr la vuelta de esas aves y utilizarlas, aunque no con polenta, por la escasez de granos. El Parque Central de Ciudad, con sus patos en la fuente, puede transformarse en un coto de caza en corto tiempo.

ENSALADA:  Se investigarán las posibilidades gastronómicas del pasto de todas las plazas de la ciudad (su escasez, en época de reyes magos, se paliará diciéndoles a los niños que ahora los camellos comen pastillas D.R.F.). Recolección de los frutos de todos los mandarineros y limoneros de barrio, incluidos los que están en la propiedad privada de mi vecino y saqueo indiscriminado del Patio de los Naranjos del Centro Cultural recoleta. Aprovechamiento intensivo de las huertitas didácticas de los jardines de infantes posmodernos, lo mismo que del excedente de energía infantil como fuerza de trabajo. Se impulsará el monocultivo de plantitas de especias (y otras) en los balcones de las solteronas de toda la metrópoli y la hidroponia en el abundante y rica en minerales agua de las zanjas.

PLAN MENDOCINO DE ENSALADAS: Es nuestra principal ventaja, es una ciduad llena de árboles y plantas, será cuestión de acostumbrarse a comer álamos, sauces o carolinos con oliva.

OTROS (O “Comida que no sé de dónde viene”): Se recompensará a los supermercados que sigan poniendo “degustaciones gratuitas” de productos diversos – una fuente ilimitada de comida gratis. Se fomentará el “Usucapion” o expropiación de los platos de la gente que en la mesa de al lado deja media milanesa, y que es pecado. Se le preguntará a los pancheros de toda la urbe “de dónde los sacan”, para su posterior cultivo y racionamiento.


La REEDUCACIÓN ALIMENTARIA será clave en todo este proceso, explicando a niños y adultos recalcitrantes que juntar la comida del piso “no es tan tan tan antihigiénico” (se multará a las cadenas de fast food que pasen el trapo cada dos minutos), pudiendo multiplicarse así las fuentes de posible recolección de alimento, como los pisos de los cines o la ya citada Plaza de los Dos Congresos (cuyo maíz pisingallo puede transmutarse en pochoclo y llevar al cine, iniciando un verdadero “círculo virtuoso” de comida)

¿Quién sabe? De funcionar esta obligada experiencia piloto tal vez entendamos que no necesitamos más la producción del campo y podemos dedicar esas grandes superficies a otras actividades menos básicas -tipo campos de golf. O estacionamientos.

Y con la gente del campo todo bien, les podemos decir que no necesitan laburar y que vengan para acá. Eso sí, que traigan la bebida.

El resto queda en la imaginación de los gastronómicos.

Opiniones (0)
22 de octubre de 2017 | 08:03
1
ERROR
22 de octubre de 2017 | 08:03
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    18 de Octubre de 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
    17 de Octubre de 2017
    "Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México