Otra semana de paro en la venta de granos

Decidieron extender este paro hasta las cero horas del lunes 9 de junio. También, se iniciará una campaña para juntar firmas de apoyo a sus reclamos, en el propósito de alcanzar el millón de rúbricas para luego llevarlas al Congreso de la Nación.

Las entidades del agro decidieron prorrogar una semana más el paro en la comercialización de granos para exportación, pero retomar desde este mismo martes el envío de hacienda a Liniers, en el marco del duro conflicto con el Gobierno nacional por el alza de las retenciones, que ya va camino de cumplir tres meses.

Las cuatro entidades del campo hicieron el anuncio anoche luego de debatir casi cinco horas en el hotel Imperio de  Rosario, mientras que el Gobierno nacional anticipó desde Buenos Aires que no las convocará al diálogo hasta que no "depongan" las medidas de fuerza.

La Comisión de Enlace que integran CRA, Federación Agraria, Sociedad Rural y Coninagro elaboró un documento en el que se  repudió la "judicialización" del conflicto por parte del Gobierno, tras la detención de ocho dirigentes en San Pedro.

Asimismo, durante el 5 y el 6 de junio próximos los representantes del campo iniciarán una campaña de recolección de firmas de apoyo a sus reclamos, en el propósito de alcanzar el millón de rúbricas para luego llevarlas al Congreso de la Nación.

Sobre la medida de apertura a la comercialización de carne, el presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), Eduardo Buzzi, dijo que "es un gesto importante porque el campo apunta a no desabastecer al mercado interno".

"Sabemos que abrir la comercialización de un sector y no de otro traerá polémica. Pero le pedimos, como decíamos con Alfredo De Angeli hace un rato, que algunos sectores no comiencen a buscarle el ‘pelo a la leche’ con que habrá desabastecimiento de carne, porque ese mercado estará normal", afirmó Buzzi.

En cuanto a la posibilidad de una reapertura del diálogo con  el Gobierno nacional, Buzzi dijo que "no hay dudas que el  esfuerzo debe ser compartido entre ambos sectores".

Por su parte, el titular de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Mario Llambías, expresó que desde la mesa de la comisión  de enlace se ha realizado en varias oportunidades análisis sobre la posibilidad del dialogo constructivo pero para ello se necesitan algunas garantías que el Gobierno no las proporciona.

"También ha estado sesionando la comisión lechera que tiene una gran preocupación porque todos los productores están trabajando por debajo de los costos. Y la comisión de enlace tiene una clara mirada sobre la economía de este país, así que se deben resolver las grandes diferencias que hay entre los sectores productivos del país", coincidieron los representantes del agro.

La mesa de enlace debatió casi cinco horas si continuaba o no el paro del campo, y finalmente prevaleció seguir con el cese de comercialización de granos como medida de protesta.

Tras un día colmado de movilizaciones en todo el país con las que el campo volvió a demostrar su poder de fuego, los ruralistas comenzaron a analizar, poco antes de las 19:00, los pasos a seguir.

Del encuentro participaron Eduardo Buzzi (Federación Agraria Argentina); Mario Llambías (Confederaciones Rurales Argentinas) y Luciano Miguens (Sociedad Rural Argentina), mientras que Fernando Gioino no intervino porque sufrió un pico de tensión arterial, según indicaron fuentes del sector.

Los integrantes de la mesa de enlace llegaron a Rosario con distintas posturas sobre cómo continuar la protesta, por lo que buscaron conciliar posiciones para preservar la unidad del  sector.

Durante la mañana, Miguens se manifestó favorable a la puesta en marcha de "nuevas estrategias" para mantener vigente el reclamo del campo contra las retenciones móviles.

"La gente que está en la ruta está dispuesta a seguir la lucha. Pero creo que hay que buscar nuevas estrategias, que el reclamo quede vivo y que también se pueda escuchar a la gente en el campo", remarcó el presidente de la Sociedad Rural.

Una pista en este sentido la dio más tarde el dirigente entrerriano Alfredo De Angeli, quien aseguró que los productores están "firmes para seguir el cese de actividades", sobre todo "en materia de granos", con lo cual anticipó que el lock out podría concluir para la carne, lo que
finalmente ocurrió.

Antes del encuentro clave, Buzzi encabezó por su parte un acto multitudinario en la ciudad santafesina de Amstrong, junto al propio De Ángeli, donde sostuvo que el Gobierno de Cristina Kirchner aún está "a tiempo de dar un giro razonable".

Allí, el titular de Federación Agraria reconoció que la protesta seguirá "el tiempo que sea necesario" y acusó al Gobierno de "querer desgastar y dividir" al campo. "Le pedimos al Gobierno que recuper la cordura, que recupere la sensatez", manifestó el ruralista.

La no comercialización de granos apunta a perjudicar los ingresos fiscales del Gobierno por retenciones a las exportaciones, pero también afecta sensiblemente los recursos de los ruralistas.
Opiniones (0)
18 de noviembre de 2017 | 03:47
1
ERROR
18 de noviembre de 2017 | 03:47
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia