Deportes

Descubrí los secretos sexuales del Coco Basile

Una entrevista a fondo en el próximo número de la revista Hombre revela aspectos íntimos del DT del seleccionado argentino de fútbol. Alfio habla de todo lo que siente en su vida cotidiana. Algunas de sus frases imperdibles. Mirá un video del Coco.

Nadie podrá perderse el próximo número de la revista Hombre. Es que saldrá publicada una entrevista exclusiva con el actual técnico de la Selección, Alfio Basile, donde el DT habla de su intimidad, según señala el diario Minutouno.com. 

A continuación te mostramos un adelanto de las frases más jugosas que dejó el Coco.

Sobre el sexo:

"Sexualmente debuté a los quince recién cumplidos. Era verano. Fue en Bahía, me llevaron los grandes. En ese tiempo era la edad que se debutaba y algunos no lo hacian hasta a los veinte, era difícil. No debutabas con la piba del barrio: a ésa no le tocabas un brazo".

Alfio Basile habla de fútbol, mujeres, de su familia, sus emociones, de las responsabilidades que tienen los DT y Messi.

Acerca de las mujeres en su vida:

"Hay gente que cree que tengo una personalidad dura. Pero no te creas, he cambiado. Tengo pinta de machista por mi presencia, pero es un cuento. Es la pinta. Mirá, si hasta miro fútbol femenino".

"No se pude incluir minas en las concentraciones. Si cada uno trae a alguien sería un quilombo. Tienen toda la semana para hacer lo que quieran. El jugador tiene que ser lo suficientemente inteligente para saber cómo rinde los domingos,  de acuerdo a las veces que hace el amor y de la hora que se acuesta. En el tiempo nuestro yo me sentía un privilegiado físicamente. Me acostaba tarde y al otro día corría y jugaba. Los sábados jugaba en quinta división, a la noche iba a bailar y el domingo me pasaban a buscar y me llevaban a Avellaneda, y jugaba en la reserva cuando faltaban los titulares".

Lo que dijo de sus emociones:

"Es muy difícil que llore. Sí lloro es por dentro. Por ahí se me cae un lagrimón en una alegría. Una vez sola creo que lloré de emoción: cuando dirigía a Racing y ascendimos en el 85. Un 27 de diciembre en la cancha de River. Había sesenta mil personas de Racing. y lloraban todos. y ahí lloré. Me contagiaron".

"Como DT, emocionalmente sos el responsable de todo. Pero antes no era así. Ahora la gente le da demasiada trascendencia al entrenador, no sé si por culpa nuestra o del periodismo. Antes los técnicos formaban el equipo, no había cambios y la responsabilidad era de los jugadores. Hoy pasó a ser todo a la inversa. Inclusive cuando un jugador no mete un penal la gente putea al técnico, porque lo mandó a patear el penal. Gracias a Dios, lo fundamental siempre van a ser los jugadores. Si no el fútbol no existiría: sería un partido de ajedrez entre dos técnicos. El técnico que tiene mejores jugadores es el que generalmente va a pelear el campeonato o sale campeón, y el que tiene peores jugadores por más
grande que sea no pasará la mitad de la tabla. Esa es la verdad, basta de cuentos".

"Para ganar hay que perder dice el tango ¿no? He ganado y he perdido como todo el mundo, como debe ser. Muchísimos títulos como jugador y técnico. Y he perdido mucho también. Pero uno se acuerda siempre de lo que ganó. Lo único que me faltaría para terminar la carrera es salir campeón con la selección argentina como técnico. Es lo que pretendo ahora. Es el último "acto de mi vida".

"Lo que más me duele es que no estuve el tiempo necesario con mis hijos cuando eran chiquitos. Ahora me sobra el tiempo y nos vemos. Pero cuando eran chicos no podía llevarlos, como hace cualquier padre, a Palermo, a correr, a jugar al fútbol, a la calesita. Todas esas cosas las he hecho pero en cuentagotas, y eso lo lamento ahora. Creo que debo tener nietos para hacer lo que tendría que haber hecho cuando mis hijos eran chicos".

También habló de su pasión, el fútbol:

"Hoy entre los jugadores hay menos compañerismo. Hay más competencia, como en todas las cosas. Cuando uno juega está toda la familia feliz. Por eso yo siempre me fijo en los que no juegan: cómo actúan, cómo entrenan. Al tipo que sirve lo identificás más cuando no juega. Los otros no sirven, y a las manzanas podridas hay que rajarlas rápido".
                  
"A mi los jugadores no me hacen escenas de celos. Obviamente trato de estudiarlos y siempre digo que tengo las puertas abiertas. El que quiere saber que me venga a preguntar por qué juega o no, en vez de hablar con el periodismo. Tengo la puerta abierta para todos, y al que no juega más que al que juega. En la selección argentina yo cito 22. Y la diferencia es ínfima. Es lo mismo quién juegue. Depende de quién se levantó mejor ese día, pero es una elite. El que no juega es igual un fenómeno".
                  
La Pulga Messi estuvo entre sus conceptos:

"A Messi hay que esperarlo. Todavía no es Maradona, le falta trayectoria. Tiene unas condiciones bárbaras. Juega parecido, pero no hay que compararlo porque la gente va a querer que juegue como Maradona ya. Tiene las condiciones de un crack".

 

 

 

¿Qué sentís?
0%Satisfacción0%Esperanza0%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|07:29
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|07:29
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes