Para las fiestas: Roll de salmón rosado

¿Querés lucirte en estas fiestas? ¡Esta es la receta ideal! Hacé click en la nota y enteráte cómo dejar a todos con la boca abierta.

Recibí nuestro Newsletter
Recibí la mejores recetas e ideas de cocina, descuentos e invitaciones a restaurantes.

Cada año, cuando llegan las fiestas, preparo este plato que ya es un clásico en mi cocina. Su textura crocante, el sabor del salmón, la intensidad de los hongos y el queso derretido, logran una combinación irresistible.

Además, es práctico para calentar y servir. en esta receta, te cuento todos los tips para que te salga genial y, si te queda alguna duda podés consultarme en info@mariaurrutigoity.com. ¡A cocinar!

 

 

-1 paquete de masa philo (se compra en los hiper o en el mercado central)

-50 g de manteca derretida

-1 atado de espinacas lavadas

-400 g de champiñones fileteados

-700 g de filete salmón rosado

-4 puerros cortados en rodajas finitas

-150 g de queso mantecoso

-Sal  pimienta

-Aceite de oliva

 

Para comenzar nuestra receta, se lavan las espinacas y se cortan en tiritas finas.

Se le sacan las espinas al salmón y se le retira la piel.

Una vez listo se corta en trozos de unos diez centímetros de largo (no te asustes ni lo midas con regla, es simplemente para obtener un tamaño práctico para envolver con la masa)

Para el relleno de nuestro strudel, se saltean los puerros en una sartén con dos cucharadas de aceite de oliva. Luego, se añaden los hongos  y las espinacas y se saltean hasta que las espinacas se ablanden (¡no hace falta cocinar demasiado!). Se salpimientan y se reservan.

Aparte, se sella el salmón. Para esto se colocan dos cucharadas de aceite de oliva en una sartén de teflón y se dora allí el salmón de ambos lados (¡hasta que se vea crujientemente irresistible!), se salpimienta y se deja enfriar.

Para armar el strudel se coloca una hoja de masa philo sobre un repasador limpio. Se pinta con la manteca derretida (bien poquita ¿si?), se coloca sobre ésta otra capa de masa, y se pinta nuevamente con manteca.

Se ubica el salmón sobre uno de los lados de la masa. Sobre éste, se coloca el queso y el salteado de las verduras. Se cierran los bordes y se enrolla con la ayuda del repasador hasta cerrarlo por completo. Se coloca en una placa y se pinta con manteca derretida.

Se lleva a horno medio (180º) durante aproximadamente 20 minutos o hasta que se vea bien doradito. 


 Se lleva a la mesa en la fuente que más te guste.

Podés darle un estilo rústico como se ve en la foto, o más elegante, de acuerdo a cómo sea la decoración para la mesa que hayas elegido.

Ahora sí... ¡A recibir aplausos!

 

 

 

 


-  Si querés organizarte con tiempo, podés preparar esta receta el día anterior y calentarlo en una fuente con papel aluminio antes de llevarlo a la mesa.

 

No saltes los vegetales demasiado, para que queden crocantes y resalte todo su sabor.

Antes de colocar el salteado de vegetales en el strudel, colálo para sacarles todo el líquido.

No te preocupes por la cantidad de capas de masa que le hagas al strudel porque va a depender de la marca que consigas (la Torrent del mercado central es más finita y viene con muchas capas y las de los híper son más gruesas) Lo importante es que el relleno quede bien envuelto para que salga super crocante. ¡Que riiiico!

-Si no legás a conseguir masa philo, podés reemplazarla por una masa de tarta tipo criolla, estirarla un poco con el palo de amasar y utilizarla. Eso sí, no la pintes con manteca porque no la vas a poder cerrar bien.  


Opiniones (0)
20 de noviembre de 2017 | 10:46
1
ERROR
20 de noviembre de 2017 | 10:46
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"