Deportes

Si no fuera por Robinho, Brasil no brillaría

El jugador del Real Madrid fue la gran figura del primer partido de la "verdeamarelha" por Estados Unidos con un triunfo poco brillante ante Canadá,por 3 a 2. Se sintieron las ausencias de Kaká, Ronaldinho y Ronaldo.

Brasil en ningún momento mostró ser el pentacampeón del mundo y sólo las genialidades de Robinho, el jugador del Real Madrid, le permitieron conseguir la victoria por 3-2 ante el modesto combinado de Canadá.

Demasiados fallas a la hora del gol tuvieron los jugadores de la selección brasileña, que se salvó gracias al que consiguió Robinho cuando se cumplía el minuto 63 para romper el empate a 2-2 y darle el triunfo.

Antes de que llegase el tanto de Robinho, Canadá, que ocupa el lugar número 62 del mundo según la FIFA, sorprendió a los 47.052 espectadores que apoyaron mayoritariamente a Brasil cuando a los 56 minutos empató el marcador a 2-2.

Julián de Guzmán, el primer futbolista canadiense que juega en la liga española, ganó un balón perdido a Julio Baptista y envió un disparo potente dentro del área que superó al arquero Julio César.

Pero De Guzmán desvaneció su gol siete minutos después con un envío flojo que nunca llegó a su arquero Pat Onstad porque lo intercepto Robinho y lo colocó en la red.

Robinho mostró su dedo pulgar en señal de triunfo a los espectadores y éstos lo ovacionaron entre aparentes expresiones de alivio para los seguidores del combinado brasileño y de frustración para los del combinado canadiense.

Ambos equipos intercambiaron goles en los primeros 10 minutos. Diego recibió un pase de Robinho y tras burlar a dos adversarios abrió el marcador cuando sólo llevaban jugados cuatro y seis más tarde, Rob Friend remató de cabeza para empatar a 1-1.

Pero Robihno quería seguir siendo la figura del partido y a los 45 minutos le dio un pase a Gilberto, que le entregó el baló a Luis Fabiano y firmó el 2-1 para Brasil antes de irse al descanso. Robinho tuvo una de sus oportunidades desperdiciadas a los 70 minutos, cuando recibió un pase del joven astro Alexandre Pato y no acertó a rematar bien a gol.

El partido disputado en el Qwest Field de Seattle sirvió para que ambos equipos comenzasen su preparación de cara al inicio de la fase de clasificación para el Mundial de Suráfrica 2010.

Esta es la primera victoria del equipo del seleccionador brasileño Dunga, en su gira por Estados Unidos, que incluye un segundo partido amistoso el próximo viernes, 6 de junio, contra Venezuela, en el Gillette Stadium de Foxboro (Massachusets).

También es el primer triunfo de Brasil ante Canadá en tres enfrentamientos en toda su historia. En la Copa Confederaciones de 2001 terminaron empatados 0-0 y en otro amistoso en Edmonton, en 1994, quedaron 1-1.

Dunga dijo haber visto cosas interesantes en los jugadores que habían salido al campo y como en cualquier partido amistoso lo importante fue que no hubo lesiones y además se consiguió la victoria, que siempre motiva a los profesionales. Pero Dunga también reconoció que la victoria, difícil y disputada, le aliviaba y alabó la manera como había jugado Robinho.

"No es ninguna sorpresa que cada vez que Robinho llega para jugar con el equipo nacional, lo hace lleno de entusiasmo, motivación y felicidad", declaró Dunga al concluir el partido.

"Fue una vez más la mejor manera de simbolizar todo lo que significa el deporte del fútbol para los brasileños y lo orgullosos que estamos de ello".
Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|19:17
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|19:17
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes