El Palacio Barolo, el edificio inspirado en La Divina Comedia

A principios del siglo XX, un empresario textil mandó a construir un edificio que fuera santuario del poeta Dante Alighieri.

Luis Barolo (1869-1922) fue un empresario textil de origen italiano de mucho renombre en la Buenos Aires de comienzos del siglo XX. Instalado en Argentina, pensó en rescatar de la convulsionada Italia uno de los tesoros que él consideraba más importantes: los restos de Dante Alighieri. Y para que el lugar en el que fueran depositados fuese acorde a la memoria y la obra del escritor, mandó construir un edificio que sirviera de santuario en medio de la ciudad, concretamente, en Avenida de Mayo al 1300.

Barolo le encargó el proyecto al arquitecto Mario Palanti (1885-1979), y el resultado fue el denominado Palacio Barolo, que con sus cien metros de altura fue el edificio más alto de Buenos Aires hasta 1935, cuando le quitó ese sitial el  Kavanagh.

El Palacio Barolo combina referencias al gótico veneciano y a la arquitectura religiosa de la India, y fue considerado el mayor ejemplo local de la "arquitectura esotérica" de principios del siglo XX.

Como la idea de este edificio era que sirviera de santuario para los restos de Alighieri, su estructura está colmada de referencias a Dante y La divina comedia. Las bujías del faro (llegó a tener 300.000) representan los nueve coros angelicales y la rosa mística, y sobre el faro está la constelación de la Cruz del Sur, que se puede ver alineada con el eje del palacio en los primeros días de junio a las 19.45.
La división general del edificio está elaborada en base al famoso poema de Dante, es decir, en Infierno, Purgatorio y Cielo. La planta baja es el Infierno, los primeros 14 pisos son el Purgatorio, los restantes son el Paraíso, mientras que el faro representa a Dios.

Las bóvedas de acceso al edificio son nueve, mismo número que el de los anillos del Infierno en la obra de Dante, y cada una de las bóvedas tiene frases en latín tomadas de nueve obras distintas, desde la Biblia a los poemas de Virgilio (que es quien guía a Dante en su descenso al Infierno). La cúpula, inspirada en el templo hindú de Budanishar, dedicado a la religión Tantra, "representa la unión entre Dante y Beatrice".

Los cien metros de altura del Palacio Barolo se corresponden con los cien cantos de La divina comedia. En tanto, la mayoría de los cantos del poema tienen 11 o 22 estrofas, por eso los pisos del edificio están divididos en 11 módulos por frente y 22 módulos de oficinas por bloque, además de poseer 22 pisos.

En tanto, el proyecto que nunca pudo cumplir Barolo fue el de traer los restos de Dante a la Argentina, pero también hubo otro que no llegó a buen término: el de construir una torre igual en Uruguay y tender entre ambas un puente.

El Palacio Barolo fue declarado monumento histórico nacional en 1997.

Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|13:36
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|13:36
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes