Deportes

El Oveja Hernández promete que no será igual si juegan con EE.UU.

El técnico de la selección argentina de básquetbol, que jugará una de las semifinales del Preolímpico de Las Vegas contra Brasil, cree que "será diferente la historia" si la albiceleste vuelve a cruzarse con el Dream Team.

Sergio Hernández, técnico de la selección argentina, que cayó hoy por 91-76 frente a Estados Unidos y jugará una de las semifinales del torneo contra Brasil el próximo sábado, señaló que "la próxima vez" que la albiceleste se enfrente al combinado norteamericano, "puede ser distinto".

Ese eventual duelo puede celebrarse el próximo domingo, en la final del preolímpico de FIBA Américas, si Estados Unidos doblega a Puerto Rico y Argentina hace lo propio contra Brasil un día antes.

"Tratamos de ser lo más competitivos que pudimos; de hecho, tanto el entrenador estadounidense como Kobe Bryant se acercaron a mí al final del encuentro para comentarme lo bien que habíamos jugado y el respeto que nos profesaban", dijo el seleccionador. "Les contesté que la próxima vez iremos también a por el partido".

El seleccionador explicó que si, generalmente, es complicado remontar una diferencia de quince o veinte puntos, lo es mucho más cuando en el equipo que está enfrente hay jugadores como la estrella de los Lakers de Los Angeles.

"Hoy Kobe estuvo muy inspirado, pero también lo estuvo después LeBron James y consiguieron una ventaja cómoda; las rotaciones las he hecho pensando en el sábado, pero también porque este equipo, por la intensidad con la que juega, te obliga a ello", explicó.

Por su parte, el pívot hispano-argentino Luis Scola, señaló que el equipo estadounidense posee "un talento único". "Han venido muy bien preparados".

Respecto al juego que viene desplegando su equipo a lo largo de la competición, el jugador de los Rockets de Houston manifestó que "el espíritu colectivo" reina en la plantilla.

"No creo en líderes o estrellas, lo importante en este grupo es la labor de equipo que hacemos; aquí no importan los nombres, sino la unión que existe entre nosotros", explicó.

Mientras, Mike Krzyzewski, técnico de Estados Unidos, dijo que esperaba "un partido físico" y criticó las numerosas pérdidas de balón de su equipo.

"Fue un partido típico de competición internacional y ha supuesto una buena prueba para nosotros en vistas a los próximos partidos", manifestó.

Krzyzewski habló de la actitud de sus jugadores, que considera fundamental para el éxito que están teniendo.

"Mis chicos saben cuál es su responsabilidad y salen a ganar, a jugar al máximo siempre; estamos haciendo un buen trabajo pero nos falta mejorar, no sólo aquí, sino también durante el próximo verano", dijo en alusión a la preparación para Pekín'08.

Respecto al partido contra Puerto Rico del próximo sábado en semifinales, el seleccionador norteamericano expresó su confianza en superar el duelo.

"Ellos llegan con confianza y tienen un peligroso lanzamiento de tres; Carlos Arroyo es uno de los mejores bases de la competición y Elías Ayuso es mortífero desde el perímetro; la defensa será clave", dijo.

Asimismo, Tayshaun Prince, alero de los Detroit Pistons, declaró que la atmósfera vivida en el pabellón frente a Argentina fue "espléndida".

"Estoy disfrutando muchísimo mi primera cita internacional con Estados Unidos y espero que el equipo mantenga este nivel durante dos partidos más", concluyó.
En Imágenes