Hallan la Torá más antigua del mundo
Identificaron en la Universidad de Bolonia el pergamino de una Torá escrita entre 1155 y 1225. Contiene el texto entero de los primeros libros de las escrituras hebreas.

El pergamino ha estado en posesión de la Biblioteca de la Universidad de Bolonia durante más de 100 años.

Mauro Perani, profesor de hebreo en la Universidad de Bolonia, dijo que varios expertos y una serie de pruebas de datación realizadas en Italia y Estados Unidos determinaron que el pergamino se había escrito entre los años 1155 y 1225.

Anteriormente se pensaba que el pergamino, que ha estado en posesión de la Biblioteca de la Universidad de Bolonia durante más de 100 años, era del siglo XVII. Había sido etiquetado como "Pergamino 2".

Antes de que el pergamino estuviera en posesión de esta universidad, de los siglos XVIII al XIX había estado bajo custodia del convento dominico de la ciudad que alberga la universidad más antigua del mundo.

Hay muchos fragmentos de la Torá que son más antiguos pero no pergaminos completos de los cinco libros. "Un judío que fue bibliotecario en la universidad examinó el pergamino en 1889 para un catálogo y escribió 'siglo XVII' seguido de un signo de interrogación", dijo Perani en una entrevista con el portal de noticias Europa Press.

Mauro Perani dio a conocer su hallazgo
en conferencia de prensa.

Sin embargo, como preparación de un nuevo catálogo de la colección judaica de la universidad, Perani, de 63 años, estudió el pergamino y sospechó que el bibliotecario había hecho un examen demasiado superficial en 1889 y no reconoció su antigüedad.

"Me di cuenta de que el estilo de escritura era anterior al siglo XVII así que lo consulté con otros expertos", dijo sobre el pergamino, que mide 36 metros por 64 centímetros.

El pergamino demostró muchas características gráficas y dispositivos de escribas que ya no utilizaron los copistas de escritura hebrea en el siglo XVII. El pergamino está compuesto por 58 secciones de suave cuero de oveja cosidos juntos, la mayoría de ellos con tres columnas de escritura.

Después de que los expertos que consultó acordaran que era probable que el pergamino fuera varios siglos más antiguo de lo que se creía, Perani sometió algunos fragmentos a pruebas de datación por carbono 14.

Las pruebas, realizadas en la Universidad italiana de Salento y en el Laboratorio de Datación de Radiocarbono de la Universidad de Illinois, determinaron que el pergamino procedía del periodo comprendido entre la segunda mitad del siglo XII y el primer cuarto del siglo XIII.

La Torá, también conocida como el Pentateuco Hebreo, consiste en los libros del Génesis, Éxodo, Levítico, Números y Deuteronomio. La versión completa de la Tora, considerada anteriormente como la más antigua, era de finales del siglo XIII, dijo Perani.

Perani dijo que no estaba claro si la Torá había sido copiada pero lo más probable es que no hubiera sido en Italia. Probablemente la realizó un copista entrenado en la tradición oriental y en Oriente Próximo.

Perani ha dirigido durante dos décadas el proyecto italiano Genizah, que localiza y cataloga fragmentos de manuscritos hebreos en Italia. Genizah es la palabra hebrea para la habitación de una sinagoga en la que se almacenan los libros o papeles religiosos.

El proyecto Genizah ha descubierto, fotografiado y catalogado unos 13.000 fragmentos de composiciones judías de varias ramas de la literatura talmúdica, comentarios bíblicos, pensamiento judío, lenguaje hebreo e historia judía.

Por su trabajo en estudios judíos, está previsto que Perani reciba el próximo mes una distinción honorífica de la Universidad de Jerusalén.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó9/10
Opiniones (0)
27 de Noviembre de 2014|06:17
1
ERROR
27 de Noviembre de 2014|06:17
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"