Amenazan con paros si los obligan a usar condones en las películas porno

La nueva ley, que les exige el uso del preservativo, puso en alerta al sector que se niega a hacerlo. Pero las enfermedades han aumentado.

Ante todo se debe garantizar la seguridad de los actores y las enfermedades de transmisión sexual, por eso la ley les exige el uso de preservativos en la producción de este tipo de películas.  Además la ley les exige vacunarse contra la hepatitis B y otros virus para cualquier empleado que participe en cada película.

Esto ocurre en California y los actores están en pie de guerra por la exigencia. La industria en ese lugar emplea a 10.000 personas y aporta más de 1.000 millones a la economía local con la producción de 11.000 películas al año, que se reparten a través de 200 compañías productores, según indicó el diario El País de España.

Los impulsores de la ley quieren proteger a los trabajadores que padecen un alto índice de enfermedades de transmisión sexual, más elevado aún que las prostitutas legales en Nevada.

Los pornógrafos por su parte argumentan que la norma del preservativo supondría unaviolación de su libertad de expresión protegida por Primera Enmienda y destruiría la estética de una industria que se basa en la fantasía, la carne y las contorsiones.

"La gente no quiere ver una película en la que los actores lleven condones", dijo Larry Flynt  el magnate del sector y editor de la revista Hustler, en una entrevista desde Los Ángeles con El País. “Es así de sencillo. Están intentando acabar con el sector mediante leyes, pero no van a conseguirlo”.

Los defensores de la salud pública, como la AIDS Healthcare Foundation, registraron losbrotes de VIH de los 30 últimos años, entre ellos uno en 2004 que infectó a cuatro personas después de que realizaran actos sexuales sin protección para una película.

Como reacción, la industria comenzó a exigir análisis periódicos para los actores y creó una base de datos con los nombres de quienes daban resultados negativos. También detuvo de manera inmediata los rodajes que estaban en marcha, por ejemplo con una moratoria en 2004 y con interrupciones más pequeñas en 2010 y 2011.

Aun así, los productores se resisten a que los actores lleven condones, porque dicen que con todos esos protocolos ya instaurados es suficiente.

"Tienen más probabilidades de contagiarse de VIH por ligar con alguien en un bar de las afueras que en el sector del cine porno", argumenta Flynt. “Todos los actores se someten a análisis. Son las prácticas sexuales más seguras que existen”.

Por su parte Matthew Patterson, representante de la compañía Vivid Entertainment, que tiene títulos como Dulce y natural y Ángeles del sexo, aseguró que "ningún productor serio de películas para adultos permite que participe en su film un actor sin una confirmación reciente de que no tiene VIH, y ningún actor aceptaría rodar sin confirmar que su pareja también ha dado un resultado negativo".
Opiniones (0)
20 de agosto de 2017 | 13:11
1
ERROR
20 de agosto de 2017 | 13:11
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial