Deportes

Nadal se lleva muy mal con los dirigentes del tenis

Días después de castigar a los hombres de la ATP, el español quedó en medio de una pelea entre el equipo de Copa Davis español y el presidente de la Federación, al que desaoutorizó con dureza.

Rafael Nadal, máxima figura del tenis español, cerró hoy cualquier posibilidad de arreglo con el presidente de la federación nacional, Pedro Muñoz, al que acusó de mentir sin pausa y de intentar situarlo en una posición opuesta a la del resto de sus colegas, reproduce hoy Infobae un parte informativo de la Agencia de Noticias DPA.

"Que no intente manipularnos para ir a (jugar la Copa Davis a) Madrid. No puede ser que este señor intente decirme a mí que yo convenza al equipo para ir a Madrid, por debajo, y que yo vaya en contra de los demás", dijo Nadal a la agencia dpa en Hamburgo, donde juega esta semana.

Los ocho mejores jugadores españoles están desde hace una semana enfrentados a Muñoz, en la peor crisis del tenis español en años.

"No hay paz. No podemos aceptar por infinidad de veces que nos mienta, desde el comienzo hasta el final, desde que es presidente hasta el día de hoy", insistió un visiblemente molesto Nadal.

El número dos del mundo se preocupó por aclarar que la decisión de elegir a Madrid como sede de las semifinales de Copa Davis contra Estados Unidos en septiembre no es el meollo del conflicto con el titular de la Federación Española de Tenis (RFET).

"El problema no es Madrid o no Madrid, jugar a altura o no, el problema es que el presidente dice una cosa y después hace otra", explicó el tenista.

"Si nuestro presidente viene y nos dice 'tenemos que ir a Madrid por determinadas causas', nosotros aceptamos, somos jugadores y no tenemos más que palabras de agradecimiento a Madrid. Tengo personalmente una medalla de Madrid, más agradecido no puedo estar", prosiguió.

Nadal criticó a Muñoz, ex presidente de la Federación Madrileña de Tenis, por el comportamiento que tuvo con él en todo lo referido a la cuestión de la sede.

"Resulta que tiene un precontrato con Madrid y nos intenta convencer diciendo que tenemos 38 razones para ir a Madrid. Nosotros las podemos entender, pero entonces que no intente manipularnos para ir a Madrid. No puede ser que este señor intente decirme a mí que yo convenza al equipo para ir a Madrid, por debajo, y que yo vaya en contra de los demás".

El mallorquín enumeró las razones que han llevado al equipo a la conclusión de que Muñoz antepone sus intereses personales a los deportivos, como el título de la Copa Davis en 2004 o la elección de Emilio Sánchez Vicario como capitán en contra de la voluntad de los jugadores, que preferían a Albert Costa.

"Al recibir el premio de la Copa Davis en 2004, que la habíamos ganado Feliciano López, Juan Carlos Ferrero, Carlos Moyá, Tommy Robredo y yo, no invitó a José Perlas y Jordi Arrese, que eran los capitanes. Invitó a Juan Avedaño y además salio él a recoger el premio", recordó.

"Además invitó a Fernado Verdasco, que es amigo suyo. Yo soy también amigo de Fernando, pero no puede invitar a Fernando Verdasco y dejar fuera a David Ferrer o a Beto Martín, que jugó la primera eliminatoria contra la República Checa", se lamentó. "Y encima dice después que es un protocolo de la Casa Real, echa la culpa a la Casa Real, que no tiene ninguna culpa de nada".

"No tenemos nada en contra de Emilio, tenemos una gran relación con Emilio, es un gran profesional, pero cuando llegó la hora de elegir los jugadores escogimos por 95 por ciento a Albert Costa. Y él hizo lo que quiso, puso a Emilio. Después nos dice que juguemos la Davis donde queramos, y no jugamos donde queremos, sino donde él quiere".

Nadal fue categórico respecto a la relación con Muñoz: "Con él hemos terminado. Los jugadores están totalmente unidos en eso, no nos sentimos representados por él. La junta directiva y los presidentes de las (federaciones) territoriales debieran saber qué clase de persona nos está representando, no a nosotros, sino al tenis español en general".

Al mismo tiempo instó a las otras ciudades que se presentaron para ser sede de la eliminatoria -Benidorm, Tenerife y Gijón- a quejarse. "Las sedes que han intentado deben protestar porque han sido engañadas, diga lo que diga este señor".

El jugador dio a entender que podría haber nuevas revelaciones en el conflicto: "Han pasado cosas fuertes últimamente, que aún no han salido a la luz, pero podría ser que salieran, y supongo que todo el mundo vera qué clase de presidente tenemos".

Nadal advirtió que la decisión en favor de Madrid implica una desventaja deportiva para el choque contra las norteamericanos.

"Yo personalmente no tengo problemas, he ganado en Madrid un Masters Series. Yo quizás no sea el más perjudicado, pero yo creo que el equipo sale perjudicado deportivamente y me molesta tener un presidente que prefiere su beneficio personal, a nivel político, de imagen, antes del beneficio deportivo".

"No hay que engañar y decir que somos unos favoritos clarísimos, somos favoritos. Pero Blake acaba de ganar al nivel del mar, Roddick también. No estamos jugando contra el número 50 y 60 del mundo, sino el numero 5, 6 y 8 del mundo, y contra la mejor pareja de dobles del mundo", recordó.

"Va a ser una eliminatoria muy difícil y nosotros vamos a hacer lo posible por ganar. Pero que la gente no piense que es fácil, es una eliminatoria abierta, puede pasar cualquier cosa", concluyó.
Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|20:12
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|20:12
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic