Para las estaciones de servicio el litro de nafta debería costar 3 pesos

Esta es la única manera de nivelar los precios de los combustibles con el resto de los costos derivados de la actividad.

La Federación de Empresarios de Combustibles (FECRA) consideró esta mañana que el litro de nafta súper debería valer tres pesos, para que de ese modo, el sector pueda enfrentar la "gran asimetría" que existe entre el precio de los combustibles y el costo de la actividad.

"Existe gran asimetría entre los precios de los combustibles y el resto de los costos derivados de la actividad. Antes de la devaluación, mil litros de nafta súper equivalían a tres sueldos del personal. Hoy, no llegan a cubrir dos", enfatizó la entidad.

En la misma línea, precisó que, en los años 90, un abono médico para 15 empleados "correspondía a 50 litros, mientras que actualmente con esa cantidad se les da cobertura a 11 trabajadores. Y si de indumentaria hablamos, para cubrir ese ítem se necesita multiplicar por tres el volumen expendido".
A través de su página web, FECRA advirtió que los aumentos en los precios de los combustibles "son una verdad incómoda, pero la realidad indica que pese a los sucesivos movimientos que registraron los importes de las naftas y el gasoil durante los últimos meses, su valor está aún muy lejos de los necesarios para solventar los costos de la actividad".

Según la entidad, "existen varios factores que llevaron al sector a padecer la crisis más profunda de su historia, pero uno de ellos sobresale sobre los demás: la asimetría entre los precios (regulados) en el surtidor y los gastos necesarios para mantener los negocios de pie".

"Es insoportable la situación. No se pueden mantener los precios de 2003, con costos de explotación que subieron más de 250 %", se quejó la presidenta de FECRA, Rosario Sica. La empresaria señaló además que "por el congelamiento de los precios vigentes desde 2003, muchas estaciones de servicio cerraron porque no pudieron mantener su actividad".

La titular de la entidad que agrupa a los expendedores explicó también que, "por cada 10 centavos que aumenta el combustible, 7 van a parar al Gobierno por impuestos y quedan 3 para repartir entre las petroleras y nosotros". "No llegamos a un centavo de mejora en nuestra rentabilidad, mientras, en otros sectores, los aumentos llegan al 100 %", añadió.

La empresaria confrontó esta situación con los mayores costos del sector, en particular laborales, ya que "se dispuso un 19 % de aumento para nuestro personal y ahora el sindicato nos pide otro 15 %".
Opiniones (0)
19 de agosto de 2017 | 05:57
1
ERROR
19 de agosto de 2017 | 05:57
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial