Deportes

Procesan a dos presuntos barrabravas de River

Alexis Cárdenas y Alberto Scarcini, quienes intervinieron en la pelea ocurrida en la cancha de Vélez, fueron procesados sin prisión preventiva y se trabó embargo sobre sus bienes por 20.000 pesos. Además no podrán ir a la cancha a ver a River.

El juez de instrucción Luis Rodríguez procesó y además les prohibió a ambos concurrir a cualquier partido que dispute River a  Alexis Cárdenas y Alberto Scarcini, así como acercarse a menos de 500 metros de los estadios en los que juegue el club "millonario".

El magistrado adoptó estas medidas en un fallo, en la que destinó párrafos inusualmente severos hacia su colega María Dolores Fontbona de Pombo, la jueza que actuó en el expediente en primer lugar.

Rodríguez responsabilizó a Fontbona de Pombo por haber efectuado detenciones, sin siquiera corroborar si se trataba o no de participantes de los hechos violentos. "Coautores del delito de lesiones leves y graves en riña en ocasión de un espectáculo deportivo", fue la figura elegida por el magistrado para calificar la conducta de Cárdenas y Scarcini.

En la misma resolución, el juez Rodríguez benefició con la falta de mérito a otros dos acusados: Luis Carabajal y Joel Germán Báez. Tras los enfrentamientos, la jueza Fontbona de Pombo ordenó detenciones sobre la base del "análisis de las fotografías y videos obtenidos en el sumario, y en el resultado de las tareas de inteligencia cumplidas por la División Investigaciones de Conductas Delictivas en Espectáculos Deportivos".

Sin embargo, según Rodríguez, una vez que en su propio juzgado se examinó el mismo material fílmico "en forma exhaustiva y reiterada...no se visualiza un solo elemento o indicio que permita concluir que efectivamente Báez y Carabajal hubieran participado activamente en la salvaje gresca".

Fontbona de Pombo, según el fallo, dispuso tareas de inteligencia sobre la base de una fotografía publicada por una publicación especializada en deportes, y también exigió la rápida identificación de cualquiera de los participantes en la refriega.

Esa urgencia, debida a que se vencía el plazo del secreto de sumario, parece haber sido la causa por la que Germán Báez fue detenido sin que se lograra constatar si efectivamente era la misma persona, integrante de la "barra" de River, que se conoce como el "Gordo Germán".

La policía sugirió a la jueza "la posibilidad de obtener fotografías de manera encubierta de Germán Báez en su domicilio para luego cotejarlas con las de `el Gordo Germán’ y saber si se trataba o no de la misma persona... ello no sucedió por orden de la magistrada", escribió Rodríguez.

Algo similar habría sucedido con Luis Leonidas Carabajal, alias "El santiagueño", sobre el cual se informó a la jueza el 11 de abril pasado que no había sido identificado en los registros fílmicos; no obstante, cinco días después Fontbona de Pombo ordenó la detención.
Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|17:13
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|17:13
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes