Deportes

El Real Madrid, casi resignado, le ganó al Betis

El Merengue, lejos del puntero Barcelona, derrotó 3 a 1 al Betis en el Santiago Bernabeu.

El Real Madrid protagonizó hoy una victoria por 3-1 contra el Betis con un sabor agridulce en la Liga española de fútbol, ya que sufrió las lesiones de dos jugadores y complicó su panorama de cara a las semifinales de la Liga de Campeones.

El equipo dirigido por José Mourinho afrontó el duelo en el estadio Santiago Bernabéu con muchas precauciones, ya que el miércoles iniciará la serie de semifinales de la Champions contra el Borussia Dortmund.

Así y todo y después de haber dejado fuera del partido a futbolistas como Sergio Ramos, Xabi Alonso o Angel Di María, el equipo de la capital española perdió a Marcelo y a Luka Modric, quienes tuvieron que abandonar el campo con problemas musculares, y vio cómo Karim Benzema se marchaba reemplazado con fuertes dolores en su pie derecho.

En el campeonato local, el Real Madrid se acercó así a diez puntos del líder Barcelona y, ya sin esperanzas de lograr la hazaña del título, le fue suficiente para retrasar la consagración de los azulgranas, que se enfrentarán luego al Levante.

Además, los blancos se aseguraron permanecer una jornada más en el segundo puesto en soledad, ya que se alejaron a seis unidades del Atlético de Madrid, que chocará mañana ante el Sevilla.

El Betis, por su parte, sumó sólo un triunfo en los últimos cinco encuentros, por lo que perdió otra oportunidad de regresar a los puestos de clasificación a la Liga Europa.

El alemán Mesut Özil, con un doblete (45 y 90 minutos), y Benzema (57’) fueron los autores de los goles del equipo local, mientras que Jorge Molina descontó para los andaluces, de penal (73’).

La precaución de Mourinho para afrontar el duelo de la jornada 32 terminó por jugarle una mala pasada al entrenador portugués.

Con una defensa conformada por jugadores como Nacho, Raúl Albiol y Ricardo Carvalho y un mediocampo con un debutante canterano como Casemiro, el equipo blanco hizo una declaración de prioridades definida para el duelo de hoy.

Lo que parecía encaminarse hacia una victoria cómoda, empezó a torcerse recién a los 14 minutos, cuando Marcelo quiso controlar el balón en la banda izquierda y cayó al campo de juego con fuertes signos de dolor.

El lateral se llevó la mano a la parte trasera del muslo izquierdo y dejó en claro que se le había terminado el partido. El brasileño, que estuvo afectado por lesiones durante toda la temporada, se marchó de la cancha en camilla y con las manos sobre su cara.

El primer gol blanco llegaría en la última jugada de la primera mitad, cuando Özil protagonizó una buena pared con Benzema y ya con espacio en el área esperó el tiempo necesario para engañar al portero Adrián y definir al palo más cercano.

Mientras Benzema ampliaba la diferencia en la segunda mitad con una nueva definición de mano a mano, tras un gran pase de Cristiano Ronaldo, los dolores de cabeza de Mourinho se acrecentaban a falta de media hora para el final y debido a otra lesión.

Modric también pareció sufrir un problema muscular en un muslo al saltar en una pelota dividida y tuvo que abandonar el partido inmediatamente.

Mientras la atención de todo el cuerpo técnico ya casi ni estaba en el campo de juego, el Betis tuvo tiempo para descontar, mediante un penal de Molina, y hasta pudo haber empatado el duelo a falta de dos minutos para el final, con un tiro de Rubén Castro al travesaño y un despeje de Raúl Albiol en la línea.

Özil selló la historia con el tiempo cumplido y el Real Madrid vio finalizar un encuentro que parecía una fiesta y terminó por ser un problema para sus objetivos de temporada.

Opiniones (0)
17 de enero de 2018 | 02:37
1
ERROR
17 de enero de 2018 | 02:37
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    El ciclón que congela a los Estados Unidos
    4 de Enero de 2018
    El ciclón que congela a los Estados Unidos