Deportes

La paternidad de Boca contra los brasileños

Boca volvió al país luego de demostrar por qué es un equipo copero y por qué le sienta bien jugar la Libertadores. El plantel llegó esta mañana con la lógica alegría del ganador.
Aquí las declaraciones de Román Riquelme y de Carlos Ischia.

Boca volvió al país hoy por la mañana luego de demostrar por qué es un equipo copero, por qué le sienta tan bien jugar la Libertadores.

El equipo se Ischia ganó en el Mineirao -una cuenta pendiente- y ahora se perfila como máximo candidato a quedarse con el trofeo continental otra vez. Y de paso dejó algo bien en claro: a los brasileños los tiene de hijos, destaca  minutouno.com.

"Todos hicimos un gran partido", destacó el crack Juan Román Riquelme a la Agencia Noticias Argentinas luego de haber retornado al país esta mañana junto al resto del plantel. En tanto que el entrenador, Carlos Ischia, argumentó que "Boca siempre gana a lo Boca".

"Está todo bien porque hemos ganado, pero si hubiéramos quedado afuera quizás hasta dirían que algunos están viejos", comentó Riquelme.

A su turno, Ischia apuntó: "Yo estaba muy tranquilo porque sabíamos que podíamos ganar el partido y logramos un gran triunfo. Boca siempre es candidato".

El análisis del técnico señala además que "el equipo fue con la convicción de que podía ganar y ganó".  

"El planteo táctico salió mejor de lo que pensaba", confió luego. Riquelme celebró que "todos" los jugadores hicieron "un gran partido". 

"Sacamos una buena ventaja en el primer tiempo y estamos contentos de habernos clasificado", indicó.  

También se expresó el defensor Julio Cáceres, quien afirmó: "Vamos a ir creciendo, y esperemos que frente a Atlas podamos sacar diferencia en el primer partido para seguir adelante".

Una historia de definiciones

A lo largo de la historia de la Libertadores, Boca se cruzó 12 veces en instancias definitorias, partidos de ida y vuelta. ¿Cuántas perdió? Apenas una derrota, en 1963. Aquel fue el primer enfrentamiento contra un equipo brasileño: la final quedó en manos del Santos por 3-2 allá y 2-1 acá.

A partir de ese año, Boca nunca volvió a perder un mano a mano con los equipos cariocas. Cruzeiro (dos veces), Corinthians, Flamengo, Palmeiras (dos veces), Vasco da Gama, Paysandú, Santos, Sao Caetano y Gremio fueron sus víctimas.

Las epopeyas más recientes y recordadas por los hinchas fueron el baile ante el Santos de Robinho y compañía, la final ante el Palmeiras y la vuelta en el Olímpico de Puerto Alegre ante Gremio.

¿Cuál es el secreto? Boca se hace fuerte donde a otros les pesa las piernas. Se termina haciendo grande en las paradas bravas. Y cuando la clasificación corre riesgo, mucho mejor. Saca de adentro su espíritu copero, como el miércoles en el Mineirao. En ningún momento el pasaje pareció en peligro. Tranquilidad y control. Dominio y paternidad.

Opiniones (2)
9 de Diciembre de 2016|00:25
3
ERROR
9 de Diciembre de 2016|00:25
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. SIEMPRE SALVANDO EL HONOR DEL FUTBOL ARGENTINO... SIEMPRE BOCA... Y SIEMPRE BOCA... LOS DEMAS.. SE CAEN Y SIEMPRE BOCA.. EL EQUIPO MAS GRANDE DE AMERICA...
    2
  2. Me parece que hay olor a pollo asado?? ja ja ja sigan soñado gallinitas que hoy de la mano de su RAMON se despiden!!!
    1
En Imágenes
15 fotos de la selección del año de National Geographic
8 de Diciembre de 2016
15 fotos de la selección del año de National Geographic