Deportes

Daniel Osvaldo, el alma argentina de la Azzurra

El atacante argentino que juega en la selección italiana vivirá un partido especial ante Brasil. Su historia.

La tradicional rivalidad futbolística entre Brasil y Argentina también podría plasmarse el jueves en el amistoso entre la Seleçao e Italia en Ginebra, por la presencia en el combinado europeo de un jugador nacido en Buenos Aires, el delantero Pablo Daniel Osvaldo.

A sus 27 años, el atacante de la Roma cuenta con la confianza de Cesare Prandelli en sus convocatorias, aunque hacerse un hueco en el once es cada vez más complicado, especialmente por la presencia en el equipo de jóvenes talentos como los milanistas Stephan El Shaarawy o Mario Balotelli.

Pese a haber nacido a orillas del Río de la Plata Osvaldo no es internacional con Argentina, sino con Italia, el país donde se ha hecho un nombre como futbolista.

Tras destacar con Huracán, cruzó el Atlántico y se unió en 2006 al Atalanta, donde comenzó un periplo por varios clubes del 'Calcio', primero al Lecce (2006-2007) y luego a la Fiorentina (2007-2009), Bolonia (2009-2010) y Roma (desde 2011), con un breve paréntesis en el Espanyol de Barcelona (2010-2011).

La nacionalidad la adoptó poco después de su llegada a Italia, gracias a que su familia era originaria de Filottrano (este), y ya desde muy joven fue llamado por las selecciones de jóvenes de la Nazionale, especialmente la Sub-21.

Incluso formó parte del equipo olímpico que conquistó en 2008 en Francia el Esperanzas de Toulon, una de las principales citas anuales para las jóvenes promesas del balón.

Su primera convocatoria para jugar con Italia en categoría absoluta llegó en 2011 y vino acompañada de polémica, ya que en los sectores más nacionalistas y anti-inmigración del país no se terminaba de ver con buenos ojos la presencia en la Azzurra de jugadores nacidos en otros países o con otros orígenes.

"Soy más italiano que esas personas. Ciertas polémicas sólo se crean para ganar votos en las elecciones", dijo entonces Osvaldo en declaraciones al diario de deportes referencia del país, La Gazzetta dello Sport.

El debut con la Nazionale llegó el 11 de octubre de 2011 en Pescara, en un partido que el equipo ganó por 3-0 a Irlanda del Norte, en el cierre de las eliminatorias para la Eurocopa-2012.

Osvaldo no fue incluido en la lista para ese campeonato de Europa, en el que Italia llegó hasta la final (derrota por 4-0 ante España).

En la nueva etapa, la de las eliminatorias para el Mundial-2014, Prandelli sí ha ido confiando en él y el 'Killer' ha respondido, especialmente en el partido de septiembre del pasado año en Sofía en Bulgaria, donde un doblete suyo permitió a Italia evitar la derrota (2-2).

La prensa del país alabó entonces su actuación ("Sólo tuvimos a Osvaldo", fue uno de los titulares más destacados) y Prandelli dijo estar "muy contento" con su rendimiento: "Necesitamos delanteros como él".

Osvaldo, al que sigue acompañado la etiqueta de 'chico malo', ha protagonizado problemas de conducta en el pasado, especialmente la pelea a puñetazos con su compatriota Erik Lamela en 2011, por la que fue multado y apartado brevemente de la Roma.

Muchos señalaron entonces que ese tipo de cuestiones fue determinante para que Prandelli, que preconiza una tolerancia cero ante la indisciplina, no lo incluyera en la lista de la Eurocopa.

El objetivo de Osvaldo es ahora estar en el Mundial del próximo año y para ello sabe que tiene que combinar una actitud ejemplar con goles sobre el campo, por lo que el duelo del jueves ante Brasil podría ser una ocasión de oro para reivindicar su puesto en el equipo.

Opiniones (0)
10 de Diciembre de 2016|13:35
1
ERROR
10 de Diciembre de 2016|13:35
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic