Deportes

A propósito de Messi

Walter Vargas, periodista de la agencia Télam, intenta desde su enfoque explicar el fenómeno que produce el crack rosarino.

Admitida la dificultad de referirse a Lionel Messi sin transitar caminos transitados innúmeras veces, hay un dato llano, sencillo, formal, que sin embargo sugiere un mundo: el crack de cracks recién anda por los 25 años.

El crack de cracks recién anda por los 25 años

Es decir: la dimensión de Messi puede ser puesta en perspectiva tomando nota y enumerando todo lo que ha conseguido hasta aquí y también aventurándose en un horizonte todavía virgen, el vasto horizonte de su vida útil en el fútbol profesional.

Cuando cumpla 26 años, el 24 de junio de 2013 ya habrá dado cuenta de algunos récords más

Pensemos que, salvo imponderables, cuando cumpla 26 años, el 24 de junio de 2013 ya habrá dado cuenta de algunos récords más, estará merodeando otros, estará celebrando la conquista de otra liga española con el Barsa y tendrá a mano la clasificación al Mundial de Brasil 2014.

Eso, como mínimo, puesto que a la hora de ser escritas estas líneas se vuelve imposible calcular la eventualidad de otros logros, estrictamente personales o como parte del colectivo blaugrana.

Es que, tratándose de Messi, apenas el piso, su piso, es lo único que ya se vuelve nítido, incontrastable, muy difícil de impugnar incluso para sus detractores más enfáticos.

Y su piso es nombre más, nombre menos, el de uno de los cinco futbolistas más destacados de la historia, junto con, en el orden que se prefiera, Diego Maradona, Pelé, Alfredo Di Stéfano y Johann Cruyff.

(La nómina, conste, es arbitraria como toda nómina y de allí se explica la exclusión de monstruos de la talla de Garrincha, Franz Beckenbauer, Ronaldo, Zinedine Zidane, etcétera.)

Pero a diferencia de todos, absolutamente todos sus compañeros de la elite referida, y de un hipotético podio, Messi dispone del significativo capital de disponer de una biografía provisoria.

Y de momento no hay un solo motivo que autorice a deducir que su techo esté cercano.


He allí un ingrediente que hace de Messi un firme candidato a barrer con todas las previsiones y a reescribir mayúsculas historias que parecían escritas por siempre jamás.

Entretanto, tal como observó Pep Guardiola y asintió Carlos Bianchi, hay en Messi una constante única: ser el mejor futbolista del planeta, y demostrarlo en el verde césped, diez meses por año y cada cuatro días.

Opiniones (0)
20 de noviembre de 2017 | 09:12
1
ERROR
20 de noviembre de 2017 | 09:12
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia