Deportes

Schumacher dice adiós, pero la leyenda sigue vigente

El gran piloto alemán puso hoy fin a una fabulosa carrera en la Fórmula 1.

Eso fue todo: tras 308 Grandes Premios, siete títulos mundiales, 91 victorias y otros numerosos récords, Michael Schumacher puso hoy fin a su fabulosa carrera en la Fórmula 1.

"Es un día redondo que con todo lo que pasó no podría haber terminado mejor", dijo el siete veces campeón mundial al término del Gran Premio de Brasil, donde finalizó en un meritorio séptimo lugar.

Nunca salió de sus labios un "I'm the greatest" ("Soy el mejor") como dijo otrora el joven Casius Clay. Pero al igual que la leyenda del boxeo Muhammad Ali, Michael Schumacher figura sin duda entre los grandes íconos del deporte mundial.

En la vida siempre se trata de pasiones. Gracias por haberlas compartido conmigo", se despidió la leyenda en su último Gran Premio con esas palabras en su casco.

Para el piloto alemán es secundario si su fama supera o no a superestrellas alemanas como Max Schmeling, Franz Beckenbauer, Boris Becker o Steffi Graf.

Durante cuatro decenios disfrutó de su gran pasión en el deporte motor, 20 de ellos en la clase reina. Pero todo termina después del Gran Premio del Brasil. Schumacher puso punto final a su incomparable carrera, ahora de modo definitivo.

"Todavía no tengo planes concretos", declaró Schumacher, que esperará ahora a que la vida ponga delante de él nuevos horizontes.

"En la vida siempre se trata de pasiones. Gracias por haberlas compartido conmigo", se despidió la leyenda en su último Gran Premio con esas palabras en su casco.

Sin embargo, Schumacher tomará por lo menos una vez más el volante en una competición.

Junto con su compatriota Sebastian Vettel, casi 19 años más joven y flamente tricampeón mundial, defenderá en diciembre el título en la "Race of Champions en Bangkok.

Después, Schumacher cultivará otras pasiones, ante todo la equitación, que para él es placer y desafío a la vez. "Cabalgar con mi mujer, una excelente amazona, es también competición", dijo. En su nuevo rancho en Texas, de 200 hectáreas, los Schumacher tendrán suficiente tiempo para ello.

 Su última etapa en Mercedes fue acaso la menos lucida de su carrera, ya que en lugar de luchar por su octavo título mundial cosechó reveses durante tres años. "He aprendido a perder", fue una de sus confesiones más dolorosas. "Pero puedo mirarme al espejo y decir que lo he dado todo".



Al parecer, Mercedes quiere regalarle como despedida una "flecha de plata", en parte como agradecimiento por la absoluta fidelidad. Y con la esperanza de que el veterano piloto de 43 años les ayude en el futuro como asesor. "Estamos en tratos con Mercedes. Hay buena ideas". admitió.

Pese a su adiós de la Fórmula 1, la imagen de Schumacher sigue siendo una gran atracción, como lo demuestran sus millonarios contratos publicitarios. El piloto se despide, pero la leyenda sigue vigente.

Opiniones (0)
25 de septiembre de 2017 | 23:28
1
ERROR
25 de septiembre de 2017 | 23:28
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
    20 de Septiembre de 2017
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'