Deportes

Cabrera jugará las dos primeras vueltas de Augusta con Tiger Woods

El argentino Ángel Cabrera mejoró su estatus. Tras su triunfo en el US Open el año pasado, su participación en el Masters de Augusta de golf tiene otro sabor: el de los candidatos al título.

"¿Por qué no le preguntan a Tiger cómo es jugar conmigo?", responde el argentino en una entrevista con dpa, cuando se le pregunta si es algo diferente jugar junto al hombre que parece destinado a lograr el Grand Slam.

"Yo estoy jugando el Masters, cada uno hace su juego, en realidad es un honor jugar con él, con el número uno del mundo, siempre es gratificante, pero yo saldré a hacer mi juego y espero que me salga bien", aseguró. "Además, no le gané solo a Tiger en el US Open. Había 156 jugadores y le gané a todos, no solo a Tiger".

Cabrera llegó a Augusta con caddie nuevo. Eduardo Gardino, quien fue de suma importancia para llegar a la victoria de su primer título de Grand Slam, se acaba de desvincular de él tras la disputa del certamen del World Championship jugado en Miami.

Ahora es su hijo Ángel Cabrera Jr. quien le lleva los palos y quien debutará en esa función durante un "major". "Estoy muy bien, estoy muy cómodo. El campo está un poco blando porque llovió bastante, pero bueno, está todo en orden por ahora", señaló el cordobés.

Y eso que el argentino admite que el comienzo de 2008 no fue nada bueno. "Mal, la verdad muy mal. Estaba muy cansado. Terminé el año muy tarde, en diciembre, arranqué temprano en Hawai con 30 horas de viaje. La verdad es que no tuve tiempo de descansar todavía".

Quizá por eso, el campeón del US Open se considera "como uno más". "El Abierto de Estados Unidos fue el año pasado. Este año es otro y todo lo que quiero es empezar los 'majors' jugando bien".

Tan bien como arrancó su compatriota Andrés Romero, que ya logró una victoria en el circuito estadounidense, en el torneo de Nueva Orleáns.

"No me sorprendió, para nada, porque es un jugador que ha demostrado hace rato que puede ganar en cualquier lado", dijo Cabrera, que sin embargo advierte: "No se puede comparar Nueva Orleáns con un 'major'. Ojalá tenga una buena semana y pueda jugar los cuatro días".

Romero no puede ocultar su alegría de estar en el Masters y pisar por primera vez el mítico césped de Augusta. Pero ya no es un desconocido y se atreve a todo, por eso no se siente presionado por tener que jugar las primeras rondas con uno de los favoritos: el estadounidense Phil Mickelson.

"Ya me ha tocado jugar con Ernie Els, Tiger Woods y Sergio García, así que no me condiciona para nada jugar con Mickelson. Trataré de no verlo y hacer mi juego, como lo hice cuando me tocó jugar con el resto", explicó a dpa el golfista tucumano.

Romero sorprendió a todos al ganar un torneo del PGA Tour sin apenas experiencia en el circuito y sin prácticamente hablar una palabra de inglés, tras sólo siete apariciones.

"No le doy importancia a todo lo de afuera, no me interesa, hablo con mi tonada tucumana y, como pasó en Nueva Orleans, juego y gano. Espero que me pueda mantener y jugar como en aquella semana", aseguró.

¿Pero otra cosa es jugar en Augusta? "Uno nunca sabe lo que puede pasar en el golf. El Masters no es Nueva Orleans, éste es un torneo muy pesado, pero yo tengo la experiencia del British Open. Yo me equivoqué allí en los dos últimos hoyos, pero todo lo vivido me sirvió mucho", explicó el argentino, que terminó dos veces en el "top ten" en el Abierto Británico.

Además, recuerda, el defensor del título en Augusta, el estadounidense Zach Johnson, jugó sólo dos Masters y ganó sin que le fuera muy bien en el primero. "Por eso digo, uno nunca sabe. Ojalá que pueda dar una sorpresa", completó Romero.
¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
4 de Diciembre de 2016|19:38
1
ERROR
4 de Diciembre de 2016|19:38
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016