Deportes

Estudiantes y Lanús empataron 3 a 3 en la Copa Libertadores

José Sand, quien malogró un tiro penal, y Diego Valeri, en el primer tiempo y Lautaro Acosta, en la segunda etapa, anotaron para Lanús. Leandro Desábato y Leandro Benítez, en el período inicial e Iván Moreno y Fabianesi, en el complemento, convirtieron para Estudiantes.

Lanús y Estudiantes empataron 3 a 3 en un memorable partido que se disputó este miércoles por el grupo 2 de la Copa Libertadores de América. Con este resultado, los dos equipos están cerca de acceder a los octavos de final.

Màs allá de los conceptos técnicos que Ramón Cabrero y Roberto Sensini les hayan dado a respectivos dirigidos, una vez más quedó expuesto que cuando entra a rodar la pelota surgen los imponderables y cualquier circustancia puede derivar en un gol o en una jugada de riesgo.

Este miércoles, en el sur del conurbano bonaerense, no hubo tiempo para el "estudio"; por el contrario, todo fue vértigo y emoción casi desde el comienzo. Vale insistie que fue un partido difìcil de olvidar, con seis goles, nada menos.

Fue Lanús el que "madrugó" a Estudiantes a los 10 minutos con un tanto de José Sand, al recoger un centro de Sebastián Blanco que no pudo rechazar Angeleri. Y aunque la pelota dio en uno de los brazos del "Pepe", éste definió sin que el árbitro Lunati invalidara la jugada.

Cinco minutos más tarde, tras una maniobra de Lautaro Acosta, Andújar no retuvo la pelota, fallaron Angeleri y Desábato al intentar rechazar y entonces Diego Valeri no tuvo dificultades en estirar a dos tantos la ventaja para Lanús, en el primer cuarto de hora; un panorama inmejorable.

Pero "el fútbol es la dinámica de impensado", según la famosa expresión de Dante Panzeri. De esa manera, en la primera jugada con pelota parada, Estudiantes logró descontar. Corner que ejecutó Benítez, cabezazo de Leandro Desábato y gol visitante.

Enseguida, un tiro libre de zurda de Leandro Benítez superó la barrera y dejó sin chance a "Chiquito" Bossio: 2-2 a los 24 minutos.

De allí en adelante la puja se tornó más intensa en la mitad de la cancha y algunas jugadas en lasa proximidades de las vallas estuvieron cerca de concretarse en otros goles.

La expulsión de Alayes, por haber recibido doble tarjeta amarilla, dejó con diez al equipo que dirige Sensini y abrió un interrogante acerca de lo que podía suceder en la segunda parte.

Fue Lanús el que buscó desnivelar ni bien Lunati indicó el comienzo de la segunda parte del partido. Un remate de Sand se fue apenas desviado y el mismo camino tuvo un intento de media distancia de Acosta.

Replicó Estudiantes con un ataque de Maggiolo, que recién había reemplazado a Lázzaro, Bossio quedó desparramado, pero finalmente rechazó Pelletieri. Poco después, Andujar evitó lo que parecía a la tercera caída de su arco ante un remate de Sand.

Con mucho amor propio, sacando fuerzas de flaquezas, Estudiantes fue al frente y arribó a la tercera conquista con un remate de izquierda de Moreno y Fabianesi tras una "pared" con Maggiolo.

Aguantó el elenco platense y lejos de deferse a ultranza dejó dos hombre de punta.

Sin embargo, la presión "granate" fue en aumento y Lautaro Acosta, después de un pase de Sand, puso las cosas 3-3 a los 34 minutos.

Ninguno se conformaba con la igualdad; por eso todo siguió siendo vertiginoso hasta el último instante. Lanús también quedó con uno menos por la expulsión de Hoyos.

Ya en tiempo de descuento, el local tuvo la gran posibilidad de desnivelar con un penal que ejecutó Sand. Pero Andújar contuvo el remate y el rebote.

Al fin y al cabo, el 3 a 3 se ajustó a lo que Lanús y Estudiantes expusieron en el campo de juego. Un regalo para los amantes del fútbol en una noche de Copa Libertadores.
En Imágenes