Deportes

Rafa Benítez: "El fútbol volvió a hacer de las suyas"

El entrenador Rafa Benítez aseguró que "el propio fútbol volvió a hacer de las suyas" anoche en el Santiago Bernabéu, "cuando todas las quinielas daban por seguro que Barcelona y Real Madrid serían los elegidos" para la final de la Liga de Campeones, que jugarán Bayern Múnich y Chelsea el 19 de mayo.

"Quedan en la cuneta Barcelona y Real Madrid y muniqueses y londinenses se jugarán el título entre ellos. Otra vez el propio fútbol volvió a hacer de las suyas y nos devolvió a la realidad por encima de las prematuras, y a lo que se ve poco fundamentadas, apuestas", aseguró Benítez en su página web donde analiza el partido de anoche.

El técnico de clubes como Inter de Milán, Liverpool y Valencia, señaló que "si el Chelsea un día antes había roto los pronósticos asegurándose una plaza en la final, anoche hizo otro tanto de lo mismo el Bayern, aunque aquí el referido pronóstico no estaba tan claro desde la ida".

En opinión de Benítez, aunque "todo parecía favorable para el Real Madrid" con un 2-0 en el marcador, el Bayern "manejó el partido sin ansiedad". "No les importa jugar con su portero cuantas veces sea necesario para mantener la posesión o no arriesgar en un pase en defensa", añadió.

En la segunda parte Benítez considera que el juego "siguió siendo el mismo", con el "bloque madridista replegado para salir a la contra y el alemán moviendo el balón sin prisa, pero sin pausa" y que la prórroga se inició "de la misma manera que comenzó el partido, con el Real Madrid apretando y el Bayern sin acelerarse".

"En los penaltis la suerte suprema sonríe al cuadro alemán. España se queda sin representantes en la final del día 19 cuando todas las quinielas daban por seguro que Barcelona y Real Madrid serían los elegidos. Cosas del fútbol", concluyó Benítez.
Opiniones (0)
14 de diciembre de 2017 | 13:35
1
ERROR
14 de diciembre de 2017 | 13:35
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho