Stephen King regresa al pasado para salvar a J. F. Kennedy

El escritor propone en su nueva novela, "22/11/63", un argumento sugerente: ¿qué ocurriría si alguien pudiera evitar el asesinato de Kennedy?

Si una encuesta preguntara qué hecho histórico cambiaría usted para enmendar el curso del trágico siglo XX, la opción más votada sería seguramente eliminar a Adolf Hitler, pero a no mucha distancia seguiría la de evitar la muerte de John Fitzgerald Kennedy.

¿Cómo sería el mundo si el carismático, telegénico y mujeriego presidente estadounidense hubiera sobrevivido al atentado del 22 de noviembre de 1963 en Dallas?

Esta realidad alternativa (muy estimada por la cultura pop) es la que explora Stephen King en su nueva novela, 22/11/63, que deja de lado las historias de terror y se adentra en la ciencia-ficción a través de la aventura de un profesor de instituto que regresa al pasado con una misión: cazar a Lee Harvey Oswald y salvar a JFK.  

No ha sido una historia fácil para el maestro del terror, que la ideó hace 40 años. “Originariamente intenté escribir este libro hace mucho, en 1972. Abandoné el proyecto porque la investigación que acarrearía parecía demasiado ardua para un hombre que enseñaba jornada completa”, explica King en el epílogo. “Había otro motivo: incluso nueve años después del suceso, la herida era demasiado reciente. Me alegro de haber esperado”.

No ha sido tiempo perdido, que digamos. Desde entonces ha escrito unas 50 novelas (con hitos como Carrie, El resplandor, It, Misery...), ha vendido millones de libros, ha sido adaptado con éxito al cine y la televisión, y a pesar de ser vilipendiado por la crítica más elitista ("escritor de folletines baratos", lo llamó el mandarín de mandarines, Harold Bloom), se ha convertido en el monarca mundial del género, creador de un universo magnético, exuberante y pavoroso.

Después de todo eso, King tomó distancia. Hace un par de años rescató el proyecto y se zambulló en la abundante bibliografía sobre el magnicidio. El resultado ha convencido a la exigente crítica de The New York Times, que ha calificado la novela como “una de las mejores historias sobre viajes temporales desde H. G. Wells”.

Seguí leyendo aquí la nota de Abel Grau en el diario El País.

Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|20:41
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|20:41
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes