En abril juzgarán a las dos modelos detenidas en España

María Belén Téllez y Jésica Almada finalmente serán enjuiciadas en Barcelona, acusadas de narcotráfico. Fueron detenidas hace dos años, porque les encontraronb 16 kg de cocaína. Su representante también será enjuiciado.El fiscal pide 11 años de prisión.

Las dos modelos argentinas detenidas en octubre de 2006 en Barcelona acusadas de narcotráfico comenzarán a ser juzgadas el próximo 2 de abril en ese país y afrontarán un pedido de pena de 11 años de prisión formulado por la fiscalía.

Francisco Téllez, padre de la modelo María Belén Téllez, detenida junto a Jessica Almada, informó que su hija recibió la notificación de inicio de juicio este martes a las 7.30 en la prisión de Barcelona en la que se encuentra alojada desde hace más de dos años.

"Llamó muy emocionada, casi llorando, para contarnos que empieza el juicio el 2 de abril; por suerte es ya", dijo Téllez.

La familia de la modelo aguarda con expectativa que se realice el debate con el fin de poder demostrar la inocencia de su hija y que sea liberada.

Para tal fin, en los últimos días, el abogado que las representa en España solicitó ante el tribunal que lleva adelante la causa que se incorporaron algunas medidas de prueba que, según Téllez, demostrarán que su hija y la otra modelo fueron ajenas al hecho que se les imputa.

Las modelos y su representante, Alejandro Panno, fueron detenidos el 29 de octubre de 2006 cuando aterrizaron en el aeropuerto de El Prat, de Barcelona, procedentes de Buenos Aires en un vuelo de Air Madrid.

En total, los tres llevaban seis valijas, pero todas estaban facturadas a nombre de María Belén Téllez. La Guardia Civil halló en el doble fondo de cuatro de las maletas varias planchas de una sustancia de color blanco que, tras los análisis, se certificó que era cocaína.

En total se incautaron de 16,2 kilos de droga con una riqueza del 37,9 por ciento.

Por la cantidad de droga confiscada, la fiscalía acusó a las modelos y a Panno de un delito contra la salud pública, pero en su modalidad más dura.

El fiscal español a cargo del caso pidió que las modelos sean condenadas a 11 años de prisión cuando se lleve a cabo el juicio y que se les aplique una multa de 2,1 millones de euros.

La misma pena reclamó para Panno, quien siempre desvinculó a las jóvenes del hecho. Tanto Panno como las modelos se sentarán en el banquillo, acusados de un delito contra la salud pública por sustancia que causa grave daño a la salud.

El fiscal del caso sostiene que los tres procesados se pusieron de acuerdo "en transportar sustancia estupefaciente a España" desde Argentina, con el fin de "obtener y compartir un sustancioso provecho económico". De acuerdo con la fiscalía la droga "estaba destinada a ser transmitida a terceros a título lucrativo", a un precio que en el mercado clandestino superaría el millón de euros.
Opiniones (0)
19 de septiembre de 2017 | 09:43
1
ERROR
19 de septiembre de 2017 | 09:43
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes