El lenguaje no soluciona la discriminación de la mujer

Dos académicas de la Lengua, la escritora Soledad Puértolas y la filóloga Inés Fernández Ordóñez, creen que el lenguaje "no puede solucionar la discriminación" de la mujer en la sociedad, y menos a base de "imposiciones", como a veces se pretende desde distintas organizaciones políticas y sociales.

Puértolas y Fernández Ordóñez se hicieron eco de la polvareda que ha suscitado el informe del académico Ignacio Bosque sobre varias guías de lenguaje no sexista elaboradas por comunidades autónomas, sindicatos y universidades, en las que se critica el uso genérico del masculino para designar a los dos sexos, entre otras cuestiones.

"Si el debate ha servido para volver a replantearnos por qué no llega la mujer a determinados puestos, sería positivo", aseguró Puértolas, quien cree que la escasa presencia de mujeres "no es un problema que afecte solo a la Academia, sino también a empresas, a puestos políticos y a medios de comunicación".

En su opinión, la discriminación social de la mujer "es el tema de fondo, pero no se puede pretender, de una manera forzada, que el lenguaje lo solucione". "La imposición del lenguaje es estéril, no se consigue nada con ello".

"El lenguaje es el resultado de los cambios sociales, y pretender lo contrario es empezar la casa por el tejado", dijo Puértolas.

Fernández Ordóñez también opina que el lenguaje "no es la mejor vía para arreglar esa discriminación", y pretenderlo "sería un debate estéril". Mucho más importante en su opinión sería hablar de la desigualdad que hay entre los salarios de hombres y mujeres o del número de mujeres que mueren asesinadas cada año por violencia doméstica.

El informe de Ignacio Bosque "es muy respetuoso" y es "una llamada a la sensatez", afirmó Fernández Ordóñez, quien también responde a aquellos que pretenden que la Real Academia Española cambie la Gramática para fomentar la visibilidad de la mujer en el lenguaje.

"La Gramática no la cambian ni la Real Academia Española ni las guías, sino el uso de los hablantes a lo largo del tiempo", subrayó esta filóloga, catedrática de Lengua Española de la Universidad Autónoma de Madrid, que ingresó en la Academia hace poco más de un año.

Fernández Ordóñez recuerda que la RAE recomienda el uso genérico del masculino porque es el que emplea "la mayoría de la gente", pero también defiende "el derecho de los grupos de hablantes a hacer las propuestas de lenguaje" que consideren oportunas.

"Luego, esas propuestas se siguen o no y se puede comulgar o no con las recomendaciones que hacen". Las directrices que contienen las guías sobre lenguaje no sexista "son legítimas, pero no son mayoritarias", y la Academia tiene que "respaldar el lenguaje mayoritario", subrayó esta filóloga.

Pero la Academia, insistió Fernández Ordóñez, "debe ser respetuosa con todos, porque es la casa de los hablantes".

Soledad Puértolas reconoce que en la Academia todavía hay pocas mujeres (en la actualidad hay cinco) y cree que "se arrastran todavía las consecuencias del veto" que hubo durante tanto tiempo. "No se puede solucionar en poco tiempo un problema de siglos".

Además, aunque entraran más mujeres, "cada una tendrá su opinión" sobre los usos del lenguaje. "Pensar lo contrario sería tener una visión esquemática y el lenguaje es todo lo contrario: es flexible y va cambiando, pero nunca con imposiciones".

Fuente: EFE
¿Qué sentís?
0%Satisfacción0%Esperanza0%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (0)
5 de Diciembre de 2016|22:04
1
ERROR
5 de Diciembre de 2016|22:04
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016