"La ley del impuesto a las ganancias debería tener una modificación integral"

Esto afirmó el contador Ricardo Herrera, quien explicó a MDZ las modificaciones que se deberían implementar para que la ley se adecúe a la realidad.

La Cámara de Senadores aprobó ayer el proyecto de ley, que ya contaba con media sanción de Diputados, donde se eleva el mínimo de ingresos no imponible por el impuesto a las ganancias a partir de los $ 4.600 para los casados y $ 3.400 para solteros.

 

El especialista en impuestos Ricardo Herrera, de Estudio Herrera & Ontivero, expresa en esta entrevista que "para producir un cambio real, debería producirse un cambio integral".

 

- ¿Qué es lo que modifica este proyecto?

La ley ha aumentado las cargas de familia (cónyuge e hijos), la deducción especial incrementada y se han aumentado los importes de la ganancia neta para la deducción de mínimo no imponible, cargas de familia y deducción especial, lo que producirá un aumento en los ingresos para aquellos trabajadores en relación de dependencia. Este cambio es necesario porque está adecuando los mínimos a la realidad y a los ingresos reales, porque se estaba produciendo un gran desfasaje, donde había una gran franja de trabajadores en relación de dependencia que habían sido afectados por este impuesto, y el Impuesto a las Ganancias en su concepción está dirigido a las empresas y no a los trabajadores en relación de dependencia, sobre todo a los de menores recursos.

 

- Muchos economistas critican esta modificación ¿por qué se discute esto?

El problema es que la ley no es una ley integral, sino que está construida a partir de partes y parches. Y esto produce baches. Cuando Machinea hizo la reforma llamada “impuestazo”, quedó una gran parte de la masa trabajadora alcanzada por este impuesto. Después con el aumento de mínimo que se hizo a principios de año, esta situación fue mejorada, pero sin embargo seguía mucha gente afectada. El problema es que los sueldos han ido aumentado en una proporción distinta a estas modificaciones de ley.

 

-¿Qué artículos deberían modificarse?

La ley debería cambiar el mínimo no imponible, adecuarlo al nivel de ingresos reales de un trabajador, y a mi criterio debería desaparecer el articulo a continuación del artículo 23 de la citada ley, la famosa “tablita” de Machinea. Aquellos trabajadores que a partir de la modificación se produjo hoy, se verán beneficiados podrán notar una diferencia en el monto de sus salarios. Para el especialista muchas empresas que previeron este cambio ya liquidaron los sueldos de julio teniendo en cuenta las nuevas retenciones. Debido al carácter retroactivo de la ley, las retenciones que se hicieron en exceso desde enero de este año las “percibirᔠcada trabajador, en su bono de sueldo a partir del mes de agosto en curso.Deberían hacerse modificaciones a las regulaciones de los monotributistas, ya que las categorías están obsoletas debido a que los montos que las delimitan datan del 2004.

 

- ¿Cómo se podrán recuperar estas retenciones?

El monto será imputado en el bono de sueldo. Desde que se dio a conocer la información, a nuestras empresas clientes les aconsejamos que no hicieran la retención como lo habían hecho hasta el momento. Por lo tanto, ya hay algunos trabajadores que pudieron notar la modificación en su sueldo de julio. A los que no, las empresas deberán devolverles en su bono de sueldo el monto que les corresponde. Aquellos que cambiaron de trabajo tienen que llevar el formulario Nº 572 con el total de las retenciones que se le han hecho al nuevo empleador, y operará con la liquidación de su nuevo sueldo.

 

La esencia del cambio

El Poder Ejecutivo Nacional envió al Senado el 8 de agosto el proyecto que aumenta el importe a deducir por cargas de familia (cónyuge, hijos. etc.) en el Impuesto a las Ganancias y la deducción especial que establece el inciso c) del artículo 23 de la ley también se eleva de un 280% a un 380% para aquellos contribuyentes que perciban ganancias provenientes del desempeño de cargos públicos, del trabajo en relación de dependencia y de jubilaciones y pensiones.

 

Efectivamente, la deducción por cónyuge se eleva de $ 6000 a $ 8.000 y la que corresponde a hijos hace lo propio de $ 3.000 a $ 4.000.

 

La modificación operara con retroactividad a los ingresos percibidos al 1 de enero de 2007 por lo que en la mayoría de los casos, como a los trabajadores se les ha efectuado la retención del impuesto sobre los mínimos anteriores, se ha producido una retención en exceso, que deberá ser corregida con la liquidación de sueldos de los meses de agosto y septiembre, lo que redundara en un mayor ingreso que se reflejara en el bono de sueldo.

 

También es importante destacar que se han disminuido los tramos consignados en el articulo incorporado a continuación del art. 23 de la ley, previéndose que las ganancias netas que estarán sujetas a diferentes porcentajes de disminución de las deducciones, operara a partir de los $ 91.000.- de ingresos y hasta los $ 221.000.

 

La ley sigue manteniendo el error técnico contenido en la "tablita" impuesta en 1999 por el Ministro Machinea, conocido como el "impuestazo", ya que los porcentuales de disminución de las deducciones por mínimo no imponible, cargas de familia y deducción especial tienen saltos muy abruptos en la imposición e impactan negativamente a medida que se producen aumentos en los ingresos.

 

Opiniones (0)
12 de diciembre de 2017 | 17:47
1
ERROR
12 de diciembre de 2017 | 17:47
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho
    Incendios en California
    6 de Diciembre de 2017
    Incendios en California